Adenomectomía laparoscópica o robot Da Vinci

En el Centro de la Próstata aplicamos técnicas mínimamente invasivas que minimizan las complicaciones y aceleran la recuperación postoperatoria

La adenomectomía, mediante el abordaje laparoscópico puro o asistido por robot Da Vinci®, nos ofrece la posibilidad de tratar a los pacientes que sufren hiperplasia próstatica y son próstatas que, por su excesivo volumen, no sean candidatos apropiados a otras técnicas transuretrales, como la enucleación con láser de holmio.

En el Centro de Próstata se aplican sistemáticamente técnicas mínimamente invasivas que, adaptadas a las características de la próstata de cada paciente y a sus preferencias, minimizan las complicaciones y aceleran la recuperación postoperatoria.

Se obtienen los mismos resultados funcionales que con la cirugía abierta, pero con un menor sangrado, mejor visualización del campo quirúrgico, menos infecciones postoperatorias y menor tiempo de estancia hospitalaria.

UNA MEDICINA PERSONALIZADA

¿Necesita que le ayudemos?

En el Centro de Próstata disponemos de todas las técnicas diagnósticas y terapéuticas para ofrecer la mejor opción según las características y deseos del paciente.
Equipo de profesionales con alta experiencia

Operación de próstata por laparoscopia mínimamente invasiva para la mejor recuperación del paciente

La adenomectomía prostática está indicada en próstatas de gran volumen con los mismos resultados que la cirugía abierta, pero mínimos efectos secundarios.

Esta operación de próstata por laparoscopia tiene menores tasas de transfusión sanguínea, infecciones postoperatorias  y se reduce el tiempo de estancia hospitalaria.

En la prostatectomía laparoscópica, a través de mínimas incisiones de apenas 1 centímetro en el abdomen, logramos la extirpación de grandes adenomas prostáticos.

Cirugía robótica Da Vinci®

La cirugía robótica con el robot Da Vinci® para las operaciones de próstata suple las limitaciones de la cirugía laparoscópica convencional haciendo más cómodas y más precisas las intervenciones quirúrgicas, sobre todo las más complejas y de acceso difícil.

La Clínica Universidad de Navarra, siempre a la vanguardia en nuevos sistemas diagnósticos y terapéuticos, cuenta desde 2010 con el robot Da Vinci® para realizar intervenciones con mínima agresión.