Nefropatía diabética

"La nefropatía diabética es completamente asintomática hasta que se produce un daño grave".

DR. JAVIER ESCALADA SAN MARTÍN
DIRECTOR. DEPARTAMENTO DE ENDOCRINOLOGÍA Y NUTRICIÓN

La nefropatía diabética es el nombre que se da a las alteraciones en el riñón que se producen en personas con diabetes cuando su control de la glucosa en sangre y otros factores asociados no ha sido adecuado. Forma parte de las complicaciones crónicas de las diabetes mellitus.

La nefropatía diabética es responsable de cerca del 30% de los enfermos en diálisis periódica y la primera causa de trasplante renal en los países occidentales.

Cuando aparece la nefropatía diabética es prácticamente irreversible. Es, por tanto, importantísima su detección precoz y evitar su progresión cuando se diagnostica. 

Imagen del icono de la consulta de Segunda Opinión. Clínica Universidad de Navarra

¿Necesita una segunda opinión?

Nuestros profesionales le harán una valoración médica sin que tenga que moverse de casa.

¿Cuáles son los síntomas de la nefropatía diabética?

La nefropatía diabética es completamente asintomática hasta que se produce un daño grave y, a menudo irreparable, en la función del riñón (insuficiencia renal).

Esto obliga a realizar analíticas de sangre y orina de forma periódica (al menos una vez al año en las personas con diabetes tipo 2) para detectar precozmente la pérdida inadecuada de proteínas en orina (albuminuria) y alteraciones de la función renal.

Los síntomas más habituales son:

  • Disminución de la cantidad de orina.
  • Insuficiencia renal.

¿Está diagnosticado de diabetes?

Recuerde que es importante realizar un seguimiento periódico de su función renal

¿Cuáles son las causas de la nefropatía diabética?

Factores que favorecen la afectación renal:

  • Tiempo de evolución de la diabetes. La nefropatía aparece en el 50% de los pacientes después de 20 años del comienzo de la diabetes.
  • Hipertensión arterial. La presencia de hipertensión arterial es el factor de riesgo en los diabéticos mas importante para el desarrollo de nefropatía.
  • Hb glicosilada. Hay una relación entre el grado control de la glucemia medido por el porcentaje de hemoglobina glicosilada y las lesiones micro vasculares. Por otra parte el control intensivo de la glucemia enlentece el desarrollo de la glomerulosclerosis.
  • Hiperlipoproteinemia.
  • Obesidad.

¿Cuál es el pronóstico de la nefropatía diabética?

La aplicación de las medidas farmacológicas y de todo tipo que en los últimos años han permitido mejorar el control de la diabetes y de la hipertensión arterial, es eficaz en la prevención o enlentecimiento de la progresión de la nefropatía diabética.

En los casos de insuficiencia renal los avances se han producido fundamentalmente en el transplante renal, que actualmente permite en muchos pacientes muchos años de independencia de sistemas de diálisis con menor tasa de rechazos gracias a nuevos fármacos inmunosupresores.

¿Cómo se diagnostica la nefropatía diabética?

Imagen de recogida de orina para análisis. Clínica Universidad de Navarra

Para el diagnóstico inicial de la nefropatía diabética es necesario un análisis de orina para determinar la cantidad de albúmina eliminada en 24 horas y análisis de parámetros de función del riñón en sangre. La presencia de microalbuminuria es un signo de nefropatía incipiente y se usa como screening para la detección precoz de la afectación renal.

Puede decirse que la nefropatía diabética es prácticamente irreversible. Es, por tanto, importantísima su detección precoz y evitar su progresión cuando se diagnostica. 

El estricto control de la glucemia y el tratamiento farmacológico de la hipertensión arterial han conseguido frenar o retrasar la evolución a estadíos más avanzados de la enfermedad.

¿Cómo se trata la nefropatía diabética?

El tratamiento precoz de la nefropatía por diabetes es la mejor manera de frenar la evolución

Son especialmente eficaces cierto tipo de fármacos antihipertensivos denominados inhibidores del enzima convertidor de angiotensina (IECAs).

Igualmente, es muy importante controlar los niveles de lípidos, mantener un peso saludable y practicar una actividad física regular.

En casos de nefropatía diabética instaurada es aconsejable reducir la cantidad de proteínas de la dieta siguiendo un plan de alimentación específico.

Es posible que sea necesario recurrir a la diálisis una vez que se desarrolle la enfermedad renal en estado terminal. En esta etapa, se debe considerar la posibilidad de un trasplante de riñón.

¿Dónde lo tratamos?

EN NAVARRA Y MADRID

NUESTRO EQUIPO MÉDICO

Especialistas del Departamento de Endocrinología y Nutrición

El Departamento está organizado en unidades asistenciales con especialistas totalmente dedicados al estudio diagnóstico y tratamiento de este tipo de enfermedades.

Trabajamos con protocolos establecidos, que consiguen que todas las pruebas diagnósticas que deban realizarse lo hagan en el menor tiempo posible y se comience, lo más pronto posible, con el tratamiento más adecuado en cada caso.

Organizados en unidades asistenciales

  • Área de Obesidad.
  • Unidad de Diabetes.
  • Unidad de Enfermedades del Tiroides y Paratiroides.
  • Unidad de Osteoporosis
  • Otras enfermedades: por ej. síndrome de Cushing.
Imagen de la fachada de consultas de la sede en Pamplona de la Clínica Universidad de Navarra

¿Por qué en la Clínica?

  • Centro de Excelencia Europeo en el diagnóstico y tratamiento de la Obesidad.
  • Equipo de enfermeras especializadas en el Hospital de Día de Endocrinología y Nutrición.
  • Contamos con un Laboratorio de Investigación Metabólica de reconocido prestigio internacional.

Nuestro equipo de profesionales

Más preparados que nunca para seguir cuidándole

Actualizamos semanalmente los protocolos de seguridad con la última evidencia científica
y el conocimiento de los mejores centros internacionales con los que colaboramos.