Nifedipino 

ANTIANGINOSOS, ANTAGONISTAS DEL CALCIO. ANTIHIPERTENSIVOS, ANTAGONISTAS DEL CALCIO

Nifedipino 

El nifedipino es un fármaco que actúa bloqueando los canales de calcio que se encuentran en el corazón y en los vasos sanguíneos. De esta forma consigue disminuir el movimiento de calcio a través de las células lo que produce una disminución del ritmo cardíaco y de la presión arterial, ya que relaja la musculatura de los vasos sanguíneos. Sobre la circulación coronaria provoca vasodilatación, lo que provoca un aumento del flujo sanguíneo y de la oxigenación del corazón.

NOMBRES COMERCIALES:

Adalat®, Adalat Retard®, Adalat Oros®. Existen comercializadas formas genéricas de nifedipino.

ALERTAS:



MÁS INFORMACIÓN:

¿Para qué se utiliza?

  • Hipertensión arterial.
  • Angina de pecho.
  • Síndrome de Raynaud.

¿Necesita que le ayudemos?

Contacte con nosotros y solicite más información.

Saber más sobre este medicamento

En España existen comercializadas formas de administración orales (comprimidos y cápsulas de liberación rápida). Existen también formas orales oros (sistema de liberación prolongada que actúa liberando nifedipino a través de un orificio practicado al comprimido mediante láser) y formas orales retard.

La dosis adecuada de nifedipino puede ser diferente para cada paciente. Ésta depende de la patología que se desea tratar y de la forma de liberación del medicamento (normal, oros o retard). A continuación se indican las formas más frecuentemente recomendadas. Pero si su médico le ha recomendado otra dosis distinta, no la cambie sin consultar con él o con su farmacéutico.

Dosis oral en adultos:

  • Hipertensión: De 20 a 60 mg cada 12 horas para formas retard y de 30 a 120 mg cada 24 horas para formas oros.
  • Angina de pecho: De 10 a 20 mg cada 8 horas para formas de liberación rápida, de 30 a 120 mg al día para formas oros y 20 mg cada 12 horas para formas retard.
  • Síndrome de Raynaud: De 10 a 20 mg cada 8 horas para formas de liberación rápida.

No se recomienda el uso de nifedipino en niños.

Si padece una enfermedad del hígado o del riñón puede requerir una dosis menor. Consúltelo con su médico.

Los comprimidos oros y las formas de liberación retardada, no deben partirse ni masticarse. Se tragarán enteros junto con un vaso de agua.

Cuando no debe utilizarse:

  • En caso de alergia al nifedipino o a otras dihidropiridinas (amlodipina, nicardipina, felodipino, nimodipina, etc.) o alguno de los componentes del preparado (consulte los excipientes). Si experimenta algún tipo de reacción alérgica deje de tomar el medicamento y avise a su médico inmediatamente.
  • En las veinte primeras semanas de embarazo ni durante la lactancia.
  • Si ha sufrido un shock de origen cardíaco.
  • No utilizar formas de liberación rápida en pacientes que presenten angina inestable o hayan sufrido un infarto cardíaco en las últimas cuatro semanas.

Precauciones de uso:

  • Es importante respetar el horario pautado. Si se le olvida tomar una dosis tómela tan pronto como sea posible y vuelva a la pauta habitual. Pero si falta poco tiempo para la próxima dosis no la duplique y continúe tomando el medicamento como se le había indicado.
  • El nifedipino debe administrarse con especial precaución en caso de padecer alguna de las siguientes enfermedades: diabetes, estrechamiento de la arteria aorta, trastornos gastrointestinales, tensión arterial baja, pulso bajo, enfermedades del corazón, del hígado o del riñón o porfiria (enfermedad de la sangre).
  • Existen algunos fármacos que pueden aumentar la presión arterial y por lo tanto empeorar su enfermedad, como por ejemplo los que se usan para el control del apetito, asma, resfriado y fiebre. Evite su empleo en la medida de lo posible o consulte con su medico si puede tomarlos.
  • El nifedipino puede causar mareos. No se recomienda la conducción de vehículos ni el manejo de maquinaria peligrosa, especialmente durante las primeras semanas de tratamiento.
  • El tratamiento con nifedipino no cura la hipertensión arterial pero ayuda a controlarla y evita complicaciones más graves; probablemente deberá seguir tratamiento con medicamentos durante toda la vida.
  • Se aconseja tener una buena higiene de boca para disminuir el riesgo de presentar problemas de aumento en el tamaño de las encías.
  • Durante el tratamiento con nifedipino, su médico deberá controlar la presión arterial, frecuencia cardíaca y observar si se produce la retención de líquido sobre todo en extremidades inferiores.
  • Evite tomar bebidas alcohólicas y zumo de pomelo mientras esté en tratamiento con este medicamento.
  • En caso necesario, la suspensión del tratamiento debe hacerse de forma gradual, reduciendo poco a poco la dosis.
  • Si los síntomas no mejoran o empeoran visite a su médico.

¿Puede afectar a otros medicamentos?

  • Informe a su médico de cualquier otro medicamento que esté tomando.
  • Algunos medicamentos que interaccionan con el nifedipino son: amoxicilina, antidiabéticos, betabloqueantes (atenolol, propanolol), bloqueantes neuromusculares (atracurio, vecuronio), digoxina, diltiazem, nitroglicerina, ciclosporina, prazosina y teofilina.
  • El nifedipino puede alterar algunos análisis de sangre y orina, por lo que si le van a realizar un análisis de este tipo avise que está tomando este medicamento.
  • Los efectos adversos de este medicamento son, en general, frecuentes. Principalmente puede causar dolor de cabeza, sofocos, mareos y retención de líquidos.
  • Ocasionalmente puede producir palpitaciones, descenso de la presión arterial por debajo de los niveles normales, alteraciones digestivas, ansiedad, insomnio o somnolencia, entre otros.
  • El nifedipino también puede producir otros efectos adversos. Consulte a su médico si advierte algo anormal, especialmente si presenta intensos dolores de cabeza, dolor de tipo anginoso o un descenso brusco de la presión arterial.
SOLICITE