Cookie Consent by PrivacyPolicies.com

Miconazol
(vía bucal-gastrointestinal) 

ANTIINFECCIOSOS Y ANTISÉPTICOS PARA TRATAMIENTO ORAL-LOCAL

Miconazol
(vía bucal-gastrointestinal) 

El miconazol es un medicamento que se utiliza para tratar infecciones superficiales causadas por hongos. Inhibe la síntesis del ergosterol (sustancia componente de la pared celular del hongo) y así, altera la permeabilidad de la membrana celular y con ello el crecimiento del hongo.

Tiene una actividad antifúngica (anti-hongos) importante frente a: dermatofitos y levaduras.

NOMBRES COMERCIALES:

Daktarin gel oral®y Fungisdin gel oral®.

ALERTAS:



MÁS INFORMACIÓN:

¿Para qué se utiliza?

  • Candidiasis (infección producida por un hongo llamado Candida) de la boca, de la faringe y del tubo digestivo.

¿Necesita que le ayudemos?

Contacte con nosotros y solicite más información.

Saber más sobre este medicamento

En España existen comercializadas formas de administración orales de miconazol (gel).

Existen otras formas de administración del medicamento (vaginal, tópica), pero no se describen en esta ficha. Para más información consulte las fichas de miconazol (vía vaginal) y miconazol (vía tópica).

La dosis adecuada de miconazol puede ser diferente para cada paciente. A continuación se indican las dosis más frecuentemente recomendadas, pero si su médico le ha indicado otra dosis distinta, no la cambie sin consultar con él o con su farmacéutico.

Dosis usual para adultos:

  • Gel: 100 mg (2 cucharadas dosificadoras) cada 6 horas. En lesiones muy localizadas de la boca, puede aplicarse pequeñas cantidades de gel directamente sobre el área afectada, cada 6 ó 12 horas.

Dosis usual para niños:

  • 50 mg (1 cucharada del gel) cada 6 horas.

Dosis usual en lactantes:

  • 25 mg (una cucharadita pequeña del gel) cada 6 horas.

Mantenga el gel en la boca el mayor tiempo posible antes de tragarlo. En lactantes y niños pequeños se aconseja que lo extienda sobre la zona afectada, para mejorar la eficacia y retrasar el que lo trague.

Administre miconazol 2horas antes o 2 horas después de las comidas.

Cuando no debe utilizarse:

  • En caso de alergia a los antifúngicos azólicos (miconazol, fluconazol, itraconazol, ketoconazol, posaconazol, voriconazol) o a alguno de sus componentes (consulte los excipientes). Si experimenta algún tipo de reacción alérgica deje de tomar el medicamento y avise a su médico o farmacéutico inmediatamente.
  • En caso de recibir tratamiento con terbinafina, astemizol, cisaprida, mizolastina, midazolam oral, dofetilida, quinidina, pimozida y estatinas como simvastatina o lovastatina.
  • En caso de presentar enfermedad hepática grave.

Precauciones de uso:

  • Si se le olvida tomar una dosis hágalo tan pronto como sea posible, pero si falta poco tiempo para la próxima dosis no la duplique y continúe tomando el medicamento como se le había indicado.
  • Es conveniente que prolongue el tratamiento durante 2 días después de la curación con el fin de evitar una recaída.
  • Si está en tratamiento con anticoagulantes orales su médico debe monitorizar las pruebas de coagulación.
  • Si los síntomas no mejoran o empeoran visite a su médico.

¿Puede afectar a otros medicamentos?

  • Miconazol puede interaccionar con los siguientes medicamentos: fármacos para el tratamiento del SIDA, fármacos para el tratamiento del cáncer, antidiabéticos orales, antiepilepticos (fenitoína, carbamacepina), inmunosupresores (tacrolimus, ciclosporina), entre otros.
  • Informe a su médico de cualquier otro medicamento que esté tomando.
  • Los efectos adversos de miconazol son, en general, leves y transitorios. En raras ocasiones puede producir: náuseas, vómitos y diarrea, especialmente si el tratamiento es prolongado.
  • El miconazol también puede producir otros efectos adversos. Consulte a su médico si advierte algo anormal.