Magaldrato 

ANTIÁCIDOS

Magaldrato 

El magaldrato es un medicamento que contiene aluminio y magnesio y se usa para neutralizar (contrarrestar) el ácido clorhídrico del estómago.

NOMBRES COMERCIALES:

Bemolan®, Magion® y Minoton®.

ALERTAS:



MÁS INFORMACIÓN:

¿Para qué se utiliza?

  • Acidez de estómago, indigestión, pirosis, ardor de estómago.
  • Hiperacidez asociada a úlcera en el estómago o en el duodeno (porción inicial del intestino delgado).
  • Esofagitis por reflujo gastroesofágico.

¿Necesita que le ayudemos?

Contacte con nosotros y solicite más información.

Saber más sobre este medicamento

En España existen comercializadas formas de administración orales (sobres y comprimidos masticables).

La dosis adecuada de magaldrato puede ser diferente para cada paciente y depende de para qué se quiera utilizar y del dolor que tenga el paciente. Sobre todo en el caso de úlcera es importante que visite a su médico y éste le recomiende el tratamiento más adecuado para usted. A continuación se indican las dosis más frecuentemente recomendadas, pero si su médico le ha indicado otra dosis, no la cambie sin consultar con él o con su farmacéutico.

  • Dosis oral en adultos: 400 a 2.000 mg 1 a 2 h después de comidas y, si es necesario, otra vez antes de acostarse. Dosis máxima 8 g al día.
  • Dosis oral usual en niños mayores de 6 años: La mitad de las dosis indicada para adultos.
  • Dosis oral usual en niños menores de 6 años: salvo prescripción médica, el magaldrato no debe ser administrado.

Los comprimidos deben masticarse completamente antes de tragarlos, tomando a continuación un vaso de agua. No lo tome con leche.

El sobre puede tomarse directamente o bien disuelto en un poco de agua.

Cuando no debe utilizarse:

  • En caso de alergia a este medicamento o a alguno de sus componentes. Si siente algún tipo de reacción alérgica deje de tomar el medicamento y avise a su médico o farmacéutico inmediatamente.
  • En niños menores de 6 años, porque puede producir efectos adversos graves, sobre todo si tienen deshidratación o insuficiencia renal.
  • Situaciones en las que el tránsito intestinal esté dificultado o impedido.
  • Dolor abdominal de origen desconocido.
  • En pacientes con apendicitis o inflamación intestinal.
  • Diarrea crónica.
  • Insuficiencia renal grave.
  • Hipofosfatemia, hipermagnesemia.

Precauciones de uso:

  • Si se le olvida tomar una dosis tómela tan pronto como sea posible y vuelva a la pauta habitual. Pero si falta poco tiempo para la próxima dosis no la duplique y continúe tomando el medicamento como se le había indicado.
  • Se debe separar la toma de este medicamento 2 horas de la de cualquier otro.
  • El magaldrato debe administrarse con especial precaución en caso de padecer porfiria, insuficiencia renal, diarrea, malabsorción, trasplante renal o en pacientes con dieta pobre en fosfatos.
  • A menos que su médico le indique lo contrario, beba líquidos cuando esté tomando este medicamento para prevenir la formación de piedras en el riñón.
  • Si los síntomas no mejoran o empeoran visite a su médico.
  • Debe evitarse en ancianos con problemas en los huesos o con Alzheimer porque pueden empeorar su enfermedad.

¿Puede afectar a otros medicamentos?

  • El magaldrato puede alterar la acción de muchos medicamentos por lo que es importante separar 2 horas la toma de magaldrato de la de cualquier otro medicamento.
  • Algunos fármacos que interaccionan con el magaldrato son: antiinflamatorios no esteroideos (ibuprofeno, piroxicam), betabloqueantes (propanolol, atenolol), digitálicos (digoxina), isoniazida, ketoconazol, lansoprazol, sales de hierro, salicilatos (ácido acetilsalicílico), tetraciclinas (doxiciclina, minociclina), entre otros.
  • Informe a su médico de cualquier otro medicamento que esté tomando.
  • Los efectos adversos son en general leves y transitorios. Es más probable que ocurran cuando se toman dosis altas o durante mucho tiempo. Algunos de estos efectos son: estreñimiento, diarrea, hipofosfatemia, dolor en los huesos, pérdida de apetito, cambios de humor y debilidad muscular. Se recomienda seguimiento de niveles de fósforo y calcio en sangre si el tratamiento se prolonga en el tiempo.
  • Pueden producirse otros efectos adversos. Consulte a su médico si advierte algo anormal.
COVID-19