Alcoholismo

"En la fase de deshabituación, la medicación es sólo un soporte que siempre debe cumplimentarse con tácticas psicosociales".

DR. JORGE PLA VIDAL
ESPECIALISTA. DEPARTAMENTO DE PSIQUIATRÍA Y PSICOLOGÍA CLÍNICA

El alcoholismo se define, según la OMS, "como cualquier deterioro en el funcionamiento físico, mental o social de una persona, cuya naturaleza permita inferir razonablemente que el alcohol es una parte del nexo causal que provoca dicho trastorno".

El alcoholismo se encuentra relacionado con el 40-50% de los accidentes de tráfico, el 15-20% de los accidentes laborales, el 50% de los homicidios, etc.

Es importante recordar que todo alcohólico suele presentar de forma asociada elevado consumo de tabaco, café e importantes trastornos en la dieta, con lo que su patología se encuentra de forma incrementada.

Imagen del icono de la consulta de Segunda Opinión. Clínica Universidad de Navarra

¿Necesita una segunda opinión?

Nuestros profesionales le harán una valoración médica sin que tenga que moverse de casa.

¿Cuáles son los síntomas del alcoholismo?

El alcoholismo provoca una patología grave y profunda en el organismo, pudiendo distribuirse su sintomatología y complicaciones en los siguientes apartados: físicos, psíquicos y sociales.

Los datos clínicos de mayor interés suelen ser la ingesta de alcohol en ayunas, la existencia de temblor o naúseas matutinas y lagunas amnésicas que coinciden con ingestas importantes de alcohol.

No obstante, en la actualidad, el bebedor de fin de semana no presenta este tipo de síntomas pero si alteraciones de conducta (entre ellas, los accidentes de tráfico y las disputas familiares).

Entre los problemas psíquicos más habituales que provoca el alcoholismo están:

  • Trastornos de la conducta por el consumo de alcohol.
  • Irritabilidad en el medio familiar. Embriaguez.
  • Delirium tremens. Alucinosis alcohólica.
  • Psicosis alcohólica de Korsakoff. Delirio de celos.
  • Demencia de los alcohólicos. Envejecimiento precoz.

¿Tiene alguno de estos síntomas?

Puede que padezca un problema de alcoholismo

¿Cómo se diagnostica el alcoholismo?

Para el diagnóstico de este problema, el especialista realizará una historia clínica completa y orientada a detectar el problema.

Es fundamental la colaboración y ayuda del entorno familiar del paciente.

Será necesario realizar cuestionarios de despistaje y pruebas analíticas (determinación de VCM, gamma-GT, transaminasas y estudio de lípidos) para evaluar el estado físico del paciente.

Modos de llegada del paciente

El paciente que padece alcoholismo puede llegar a la consulta del médico de atención primaria o al especialista, de tres maneras distintas:

  • Por iniciativa familiar: suelen ser los familiares o personas situadas en el entorno del alcohólico los que una vez detectado el problema acuden al profesioanl en busca de ayuda. Esto ocurre habitualmente, porque es difícil que el alcohólico se reconozca a sí mismo como tal.
  • Por denuncias ante las autoridades: en casos de accidentes de tráfico, alteraciones del orden, etc., en que ocasionalmente puede requerise la presencia del médico que puede tener así el primer contacto con el paciente alcohólico.
  • Por iniciativa propia: en el contexto de una patología orgánica, psíquica o social. Pueden consultar por otro tipo de problemas tales como parestesias, temblores, dolor en el hipocondrio derecho, etc. y en el curso de la entrevista, al realizar la historia clínica se descubre una situación llamativa al preguntar por el consumo de alcohol.

¿Cómo se trata el alcoholismo?

El tratamiento del alcoholismo pasa por diversas fases

Lo primero que hay que hacer es el diagnóstico de la enfermedad, con una fase posterior de sensibilización del paciente y motivación apra que colabore activamente en el tratamiento.

El reconocimiento del problema será la base de toda intervención posterior.

La siguiente etapa es el tratamiento de la intoxicación crónica o desintoxicación: el alcohol debe suprimirse de forma brusca y total.

Frente a la posibilidad de que el paciente presente un síndrome de abstinencia se iniciará una pauta farmacológica con rehidratación vía intravenosa, vitamina B, sedantes específicos y una dieta rica en hidratos de carbono.

En el caso de que el paciente no se encuentre muy motivado y la familia no desee colaborar activamente, la desintoxicación deberá llevarse a cabo en con el paciente hospitalizado.

Una parte muy importante del tratamiento es la deshabituación, ya que eliminar el hábito es más difícil que eliminar el tóxico. La deshabituación debe ser realizada por un equipo multidisciplinar y especializado, utilizando fármacos y técnicas psicosociales.

Los grupos de discusión con enfermos alcohólicos, libre, abierto y con la presencia de un terapeuta moderador, son la técnica de elección en esta etapa del tratamiento de la dependencia alcohólica.

Esta fase es la más prolongada, dura aproximadamente unos 24 meses, y en este tiempo el paciente debe acudir regularmente al centro especializado durante 1 o 2 veces por semana.

Durante todo el proceso, conviene que el paciente esté en contacto directo con su médico de Atención Primaria ya que una vez terminado el tratamiento, volverá a quedar bajo su cuidado.

La familia del paciente alcohólico necesita en muchos casos atención médica y social para paliar los efectos negativos de la presencia en su seno de un paciente dependiente del alcohol.

¿Dónde lo tratamos?

EN NAVARRA Y MADRID

NUESTRO EQUIPO MÉDICO

Especialistas del Departamento de Psiquiatría y Psicología Médica

Mediante un trabajo multidisciplinar, el Departamento de Psiquiatría y Psicología Clínica asiste a los pacientes de manera integral: identifica las causas principales de la enfermedad y proporciona un abordaje individual con los tratamientos más adecuados y eficaces. 

Gracias a la experiencia de su equipo es capaz de ofrecer las terapias biológicas más avanzadas, así como una adecuada orientación psicoterápica. De esta forma, se ayuda al paciente a resolver tanto problemas de personalidad como alteraciones de la dinámica interpersonal y familiar.

Organizados en unidades especializadas

  • Psiquiatría infantil.
  • Psiquiatría adolescente.
  • Psiquiatría del adulto.
  • Terapia familiar.
  • Hospitalización psiquiátrica.
  • Psicología Clínica.
Imagen de la fachada de consultas de la sede en Pamplona de la Clínica Universidad de Navarra

¿Por qué en la Clínica?

  • Valoración integral del paciente.
  • Diagnóstico personalizado.
  • Equipo multidisciplinar.

Nuestro equipo de profesionales