Cookie Consent by PrivacyPolicies.com

Clortetraciclina
(vía oftálmica) 

ANTIBIÓTICOS OFTÁLMICOS

Clortetraciclina
(vía oftálmica) 

La clortetraciclina es un antibiótico que pertenece al grupo de las tetraciclinas. Actúa inhibiendo la producción de proteínas que algunos gérmenes necesitan para multiplicarse. De esta manera frena la expansión de la infección producida por los gérmenes sensibles a la misma. La clortetraciclina administrada por vía oftálmica se emplea para tratar infecciones localizadas en el ojo provocadas por bacterias sensibles a este antibiótico.

NOMBRES COMERCIALES:

Oftalmolosa Cusi Aureomicina®

ALERTAS:



MÁS INFORMACIÓN:

¿Para qué se utiliza?

  • Infecciones externas del ojo y estructuras cercanas al mismo causadas por bacterias sensibles a la clortetraciclina como blefaritis (inflamación del párpado), conjuntivitis (inflamación de la conjuntiva del ojo), dacriocistitis (inflamación del saco lacrimal) y queratitis (inflamación de la córnea).

¿Necesita que le ayudemos?

Contacte con nosotros y solicite más información.

Saber más sobre este medicamento

En España existen comercializadas formas de administración oftálmicas de clortetraciclina (pomada).

Existe otra forma de administración del medicamento, vía tópica, pero no se describe en esta ficha. Para más información consulte la ficha de clortetraciclina (vía tópica).

La dosis adecuada de clortetraciclina oftálmica puede ser diferente para cada paciente. A continuación se indican las dosis más frecuentemente recomendadas. Pero si su médico le ha indicado otra dosis distinta, no la cambie sin consultar con él o con su farmacéutico.

Dosis oftálmica en adultos y niños:

  • Pomada: una aplicación cada 3 ó 4 horas al inicio del tratamiento. Una vez controlada la infección se puede reducir la frecuencia de aplicación.

Para una correcta administración debe destapar el frasco con las manos recién lavadas y procurando que el tapón y el envase no toquen ninguna superficie. A continuación, aplique las gotas de colirio o una pequeña cantidad de pomada (equivalente a un grano de arroz) dentro del párpado inferior. Tras la aplicación, deberá realizar una ligera presión con el dedo en el saco lacrimal durante un minuto. Durante la aplicación no deberá tocar con el gotero el ojo ni los dedos.

No se recomienda el uso de clortetraciclina oftálmica en niños menores de 8 años.

Cuando no debe utilizarse:

  • En caso de alergia a los antibióticos de tipo tetraciclina (clortetraciclina, doxiciclina, minociclina, oxitetraciclina y tetracicllina). Si experimenta algún tipo de reacción alérgica deje de aplicar el medicamento y avise a su médico o farmacéutico inmediatamente.

Precauciones de uso:

  • Es importante respetar el horario pautado. Si se le olvida aplicar una dosis hágalo tan pronto como sea posible y vuelva a la pauta habitual. Pero si falta poco tiempo para la próxima dosis no la duplique y continúe aplicando el medicamento como se le había indicado.
  • La clortetraciclina oftálmica, puede producir visión borrosa. No se recomienda la conducción de vehículos ni el manejo de maquinaria peligrosa mientras esté en tratamiento con este medicamento.
  • Este medicamento debe utilizarlo únicamente durante el periodo de tiempo recomendado por su médico. El uso prolongado de clortetraciclina oftámica puede provocar infecciones causadas por bacterias no sensibles a este antibiótico o por hongos.
  • Si utiliza lentes de contacto blandas, es conveniente esperar al menos 20 minutos entre la aplicación del medicamento y la colocación de las mismas.
  • En infecciones oculares severas, su médico puede recetarle antibióticos por vía sistémica junto con el tratamiento oftálmico.
  • Si los síntomas no mejoran o empeoran visite a su médico.

¿Puede afectar a otros medicamentos?

  • Informe a su médico o farmacéutico de cualquier otro medicamento que esté tomando o se esté aplicando simultáneamente en los ojos.
  • La clortetraciclina puede disminuir la eficacia de otros antibióticos que se administren al mismo tiempo.
  • Los efectos adversos de este medicamento son, en general, leves y transitorios. Los más frecuentes son los siguientes: sensación de escozor o quemazón ocular, lagrimeo, picor o dolor ocular.
  • En caso de que no desaparezcan estos síntomas, consulte a su médico.
  • La clortetraciclina oftálmica también puede producir otros efectos adversos. Consulte a su médico si advierte algo anormal.