Imagen Alzheimer

Laboratorio de Imagen Biomédica

Enfermedad de Alzheimer

La Enfermedad de Alzheimer es una enfermedad neurodegenerativa de largo recorrido, en la que poco a poco, el cerebro se deteriora y se pierde la fluidez, y finalmente la capacidad, para realizar las actividades de la vida cotidiana.

En los últimos años, la incidencia del Alzheimer ha aumentado y se prevé que el número de afectados se duplique en menos de 20 años convirtiéndose así en un problema de Salud Púbica según la Organización Mundial de la Salud.

Imagen del icono de la consulta de Segunda Opinión. Clínica Universidad de Navarra

¿Necesita que le ayudemos?

Contacte con nosotros y solicite más información.

Hoy se sabe que los primeros cambios en el cerebro comienzan años, incluso décadas, antes de que se manifieste la enfermedad y se hagan evidentes los síntomas.

Es por este motivo por el que un diagnóstico precoz, mediante el uso de biomarcadores, adquiere una gran importancia permitiendo establecer un tratamiento antes de que el daño neuronal sea irreversible. 

Ilustración 1: Comparación de la morfología cerebral de sujeto sano (izq) y paciente con Enfermedad de Alzheimer (dch).

 

Las pruebas habituales para diagnosticar la enfermedad de Alzheimer, son una resonancia magnética para ver anatómicamente el nivel de atrofia y pruebas de neuroimagen funcional como la PET o la SPECT para ver la actividad cerebral.

En este proyecto de investigación se estudia la posibilidad de utilizar la técnica ASL en la RM como nuevo biomarcador en el diagnóstico de la enfermedad de Alzheimer. La técnica ASL utiliza el agua de la sangre como agente de contraste, evitando de este modo el uso de radiofármacos.

Los estudios ASL nos permiten analizar el flujo de la sangre en el cerebro para ver qué zonas tienen perfusión anómala y realizar un estudio de la conectividad para ver cómo funcionan las redes neuronales, en este estudio se ha analizado la red neuronal por defecto (DMN).

Ilustración 2: Regiones de atrofia de la sustancia gris en pacientes con Deterioro Cognitivo Leve comparados con sujetos sanos.

Ilustración 3: Regiones de atrofia de la sustancia gris en pacientes con la enfermedad de Alzheimer comparados con sujetos sanos.

Ilustración 4: Diferencias en la perfusión sanguínea cerebral entre pacientes con Deterioro Cognitivo Leve y sujetos sanos.

Ilustración 5: Diferencias en la perfusión sanguínea cerebral entre pacientes con enfermedad de Alzheimer y sujetos sanos.

Ilustración 6: Disminución de la perfusión cerebral a medida que evoluciona la enfermedad.

Los mejores profesionales a su disposición