Gammagrafía nuclear

"El nuevo equipo PET-TAC ofrece mejor calidad en menor tiempo. Esto se traduce en mejores resultados diagnósticos, mayor seguridad y fiabilidad en el manejo clínico del paciente y en los resultados terapéuticos".

DR. JOSÉ A. RICHTER ECHEVARRÍA
DIRECTOR. SERVICIO DE MEDICINA NUCLEAR

La gammagrafía es una prueba diagnóstica de Medicina Nuclear que consiste en la administración de una pequeña dosis de radioisótopo (trazador). Este material se distribuye por todo el organismo y los distintos órganos lo captan.

Después, se utiliza una gammacámara para detectar los rayos gamma que libera el trazador.

Las más frecuentes son:

  • Gammagrafía ósea
  • Gammagrafía tiroidea

¿Cuándo está indicada?

Estas exploraciones se aplican en el estudio de una gran variedad de sistemas, como el osteoarticular, genitourinario, digestivo, cardiovascular, respiratorio, endocrino y cerebral.

En el área oncológica, las indicaciones de las gammagrafías son muy extensas y dentro de la patología benigna abarcan un gran número de procesos, de tipo reumático, infeccioso, vascular, degenerativo o la valoración funcional de determinados órganos, como el riñón, corazón, pulmón, hígado y aparato digestivo.

Entre la patología más estudiada se encuentran la necrosis ósea, procesos articulares agudos o crónicos, las fracturas por sobrecarga, los procesos dolorosos de columna vertebral, las infecciones agudas o crónicas, la valoración funcional del nódulo tiroideo y paratiroideo, la función ventricular en pacientes con miocardiopatías, la embolia pulmonar, la valoración pulmonar preoperatoria, el estudio funcional del vaciamiento gástrico y del reflujo gastroesofágico, la detección de hemorragias digestivas bajas, el diagnóstico y extensión de la enfermedad proliferativa intestinal, la valoración postoperatoria y evolutiva del trasplante renal, el diagnóstico de la hipertensión vasculorrenal, de la pielonefritis y en el campo de los marcajes de células sanguíneas la determinación de la masa eritrocitaria y de la vida media y secuestro plaquetario.

Indicaciones más frecuentes de esta prueba:

  • Metástasis óseas.
  • Problemas de tiroides.
  • Problemas de la glándula paratiroides.
  • Trastornos metabólicos.

¿Tiene alguna de estas enfermedades?

Puede que sea necesario realizarle una gammagrafía

¿Cómo se realiza?

En primer lugar, se le administrará el radiofármaco. Puede administrarse por vía oral o, lo más frecuente, por vía intravenosa.

Deberá esperar aproximadamente unos 60 minutos a que el trazador se distribuya por todo el organismo. Una vez pasado este tiempo, se procederá a tomar las imágenes.

Para ello, el paciente deberá estar tumbado e inmóvil sobre una camilla. La duración del examen dependerá de la zona anatómica que hay que estudiar y de la cantidad de imágenes necesarias para completar el estudio, generalmente suele tomar 30 minutos.

  • No es necesario estar en ayunas, excepto para la gammagrafía tiroidea, el vaciamiento gástrico y el rastreo con yodo-131.
  • Si sospecha que puede estar embarazada, debe comunicarlo a su llegada a su médico o a la persona de enfermería de Medicina Nuclear.
  • En caso de encontrarse en periodo de lactancia materna, pregunte a la enfermera las indicaciones que hay que seguir.
  • Se recomienda aumentar la ingesta de líquidos a partir de la administración del isótopo radiactivo para favorecer su eliminación por vía urinaria.
  • Deberá extremar las medidas de higiene después de ir al servicio. Deberá lavarse las manos y asegurarse de tirar de la cadena del inodoro.
  • Deberá evitar el contacto estrecho con embarazadas o niños de corta edad el tiempo que le indique la enfermera de Medicina Nuclear.
  • La dosis administrada para una exploración no produce ningún efecto secundario ni reacciones adversas y no le impedirá hacer su vida normal.
  • La gammagrafía no produce reacciones alérgicas ni ningún tipo de molestias durante su realización.

¿Dónde la realizamos?

EN NAVARRA Y MADRID

NUESTRO EQUIPO MÉDICO

Especialistas del Servicio de Medicina Nuclear

El Servicio de Medicina Nuclear-PET está acreditado por la Asociación Europea de Medicina Nuclear, asociación que avala la excelencia y control de calidad de los procedimientos que se realizan en este servicio. Esta acreditación facilita, además, el acceso a ensayos clínicos de fase I y II.

Contamos con la tecnología diagnóstica más avanzada, como el PET-TAC, que permite detectar lesiones tumorales de reducido tamaño que antes eran prácticamente imposibles de identificar.

La Clínica es el único centro español con capacidad de sintetizar y aplicar hasta 18 tipos de radiofármacos.

Pruebas diagnósticas que realizamos

  • Densitometría ósea.
  • Gammagrafía.
  • SPECT-TAC.
  • Marcajes celulares.
  • Monitorización de perfusión con TNF
  • PET y PET-TAC
Imagen de la fachada de consultas de la sede en Pamplona de la Clínica Universidad de Navarra

¿Por qué en la Clínica?

  • Contamos con la tecnología más avanzada a nivel nacional.
  • Unidad de Radiofarmacia con expertos y capacidad para sintetizar el mayor número de radiofármacos en España.
  • Unidad de Radiofísica y Protección Radiológica para garantizar la seguridad de nuestros pacientes y profesionales.