]
DICCIONARIO MÉDICO

Enfermedad del injerto contra huésped (EICH)

Enfermedad que padecen más del 60% de los pacientes sometidos a trasplante de médula ósea alogénico de hermano compatible. El proceso está mediado por los linfocitos T del donante, que reaccionan contra aloantígenos del receptor.

Desde el punto de vista clínico y evolutivo, se distinguen una forma aguda y otra crónica. La EICH aguda aparece antes de pasados cien días desde que se ha realizado el trasplante. Suele iniciarse en la piel, con la aparición de una erupción eritematosa maculopapular en las palmas, las plantas y los lóbulos de las orejas, para extenderse posteriormente a la superficie cutánea en forma de eritrodermia generalizada.

Otros órganos diana son el tracto gastrointestinal, el hígado y los órganos linfoides. La EICH crónica aparece después de pasados 100 días desde que se realizó el trasplante. Los órganos afectados con mayor frecuencia son la piel, el hígado, los ojos y la mucosa oral.

La profilaxis de la EICH se hace combinando ciclosporina A (Cy-A) con metotrexate durante 3-6 meses, con lo que logra reducirse la frecuencia de la EICH en un 20-35%.

El tratamiento de la EICH aguda consiste en la administración de altas dosis de corticoesteroides que se puede asociar a globulina antitimocítica o Cy-A en caso de respuesta parcial o fracaso. En la forma crónica se utiliza prednisona asociada con azatioprina, ciclofosfamida, procarbazina o talidomida.