Diabetes mellitus tipo 2 

diagnóstico y tratamiento de la diabetes tipo 2

El tratamiento de la diabetes tipo 2 se basa en tres pilares fundamentales:

  1. Plan de alimentación equilibrado.
  2. Práctica de ejercicio físico regular.
  3. Tratamiento farmacológico personalizado.

Actualmente disponemos de varios grupos de fármacos (estimulantes de la secreción de insulina, sensibilizadores de los tejidos a la insulina, inhibidores de la absorción de hidratos de carbono o grasas...) que permiten seleccionar el tratamiento más oportuno para cada paciente.

A la vista de la magnitud del exceso de peso y de la severidad de las complicaciones asociadas, se contemplará la necesidad de cirugía de la diabetes, llamada también cirugía metabólica.

Se utiliza de forma habitual una de las técnicas más conocidas, efectivas y seguras, denominada bypass gástrico por vía laparoscópica, gracias a la cual se han obtenido unos excelentes resultados, constatados por centenares de pacientes intervenidos a lo largo de los últimos años en la Clínica Universidad de Navarra.

Nuevos tratamientos para la diabetes

A los que padecen diabetes no insulinodependiente (tipo 2), seguir un plan alimentario les ayudará a mantener un peso correcto y a conseguir un equilibrio entre la insulina que segrega su cuerpo y la alimentación".

El diagnóstico de la diabetes tipo 2 se realiza, inicialmente, mediante la determinación de glucosa en ayunas.

Si la analítica da un valor repetido de glucosa mayor de 126 mg/dl, se considera que es positivo de diabetes mellitus tipo 2.

En casos dudosos, se recurrirá a la realización de una curva de glucosa (determinación de glucosa en sangre de forma seriada) tras la toma de un preparado con 75 g de glucosa.

Resulta de importancia clave para el correcto manejo de la diabetes mellitus, especialmente la de tipo 2, la realización de estudios de composición corporal (Bod-pod, ViScan) con la finalidad de conocer la magnitud del exceso de grasa en cada paciente. Junto a estos estudios, es conveniente también la realización de una calorimetría indirecta, de la que se obtiene el gasto energético en reposo de cada paciente. 

La diabetes tipo 2 requiere atención cuidadosa aunque sea asintomática.

La diabetes tipo 2 no tratada puede tener un efecto gradual y sutil. Puede desarrollar complicaciones más graves, llamadas complicaciones tardías de la diabetes, porque pueden tardar años en aparecer. Son esencialmente problemas circulatorios y nerviosos:

  • Riesgo aumentado de ataques cardíacos y trombosis
  • Circulación sanguínea deficiente y pérdida de sensación en las piernas y pies
  • Lesiones en los ojos y enfermedad renal

El tratamiento de la diabetes tipo 2 se basa en tres pilares fundamentales: seguimiento de un plan de alimentación equilibrado, práctica de ejercicio físico regular y tratamiento farmacológico personalizado.

Un buen número de personas con este tipo de diabetes presenta un grado variable de obesidad, por lo que un objetivo primordial en estos casos es la reducción de peso.

Este tratamiento debe ser individualizado y adecuado al modo de vida del paciente.

La cirugía metabólica o de la diabetes representa hoy en día una opción importante, novedosa y con notables resultados, tal y como se manifiesta en los trabajos científicos publicados con la experiencia acumulada en los distintos centros en los que se aplica desde hace años.

Hasta hace poco tiempo, el seguimiento de una dieta adecuada, la realización de manera habitual de ejercicio físico y el tratamiento médico han sido los tres pilares básicos del abordaje de esta enfermedad, cuya principal causa es la obesidad.

Al principio, estas intervenciones sólo se realizaban para tratar casos de obesidad importante y con mal control terapéutico. Hoy sabemos que funciona en grados menores de obesidad, con una remisión de la diabetes en torno al 80% de los casos.

Este alto porcentaje de éxito no significa que deban operarse todos los pacientes con diabetes. Aquellas personas que, por algún motivo, no pueden llevar correctamente su tratamiento médico, o aquellas de difícil control, que asocian otros problemas metabólicos pese a seguir las medidas correctas, son candidatas, al menos, a ser objeto de un estudio que evalúe su idoneidad para este tipo de intervenciones.

> Saber más sobre la cirugía metabólica

Recientemente, han aparecido fármacos más seguros, eficaces y con menos efectos adversos.

Disponemos de varios grupos de fármacos (estimulantes de la secreción de insulina, sensibilizadores de los tejidos a la insulina, inhibidores de la absorción de hidratos de carbono o grasas...) que permiten seleccionar el tratamiento más oportuno para cada paciente según sus características: obesidad, cantidad de insulina que produce su páncreas, etc.

Además de nuevos tipos de fármacos, han aparecido algunos con un perfil de acción y seguridad que los hacen más eficaces, con menos efectos adversos y más cómodos para el paciente.

Entre los fármacos recientes, sobresalen los tiazolidindionas o glitazonas: Rosiglitazona (Avandia®) y Pioglitazona (Actos®). Son insulinosensibilizadores, es decir, favorecen la acción de la insulina en múltiples órganos y tejidos (hígado, tejido adiposo, músculo...). Además de mejorar el control glucémico en monoterapia o en combinación con otros fármacos, reducen las alteraciones asociadas a la diabetes tipo 2 y el síndrome metabólico (hipertensión arterial, alteraciones de los lípidos...).

También podrían retrasar el inicio del tratamiento insulínico. La diabetes tipo 2 puede no requerir insulina inicialmente, pero esta puede resultar la mejor elección porque otros tipos de tratamiento se han mostrado inadecuados.

El enfermo debe controlar sus niveles de azúcar, tanto si está tratando su diabetes con comprimidos, con insulina o sólo con dieta y ejercicio.

contacteCON LA CLÍNICA

O le llamamos

* Horarios de atención según hora de España peninsular.

Gracias. En breve nos pondremos en contacto con usted.

El campo Teléfono es obligatorio.

Le rogamos revise el número de teléfono. Éste debería tener entre 9 y 15 dígitos y empezar por 6, 8, 9, 71, 72, 73 ó 74. En el caso de los números internacionales, por favor, introduzca 00 seguido del prefijo internacional correspondiente y su número de teléfono (00-prefijo internacional 34-número telefóno 948255400)

Espere unos instantes mientras tramitamos su petición.

Cerrar Enviar

SOLICITE UNA SEGUNDA OPINIÓN NO PRESENCIAL

Si necesita la opinión médica de nuestros expertos sin necesidad de desplazarse a la Clínica, le ofrecemos la posibilidad de realizar una consulta de Segunda Opinión no presencial.
Imagen con los pasos que hay que dar para solicitar una segunda opinión en la Clínica Universidad de Navarra

tal vezLE INTERESE

POR QUÉ VENIR

¿Por qué la Clínica Universidad de Navarra es diferente a otros centros sanitarios?

Imagen de una niña pequeña con cáncer por los pasillos de la Clínica

PLAN RESPALDO TOTAL

Acceda a una cobertura ilimitada en una de las mejores clínicas del mundo desde $27

Imagen del acuerdo entre la Clínica y la aseguradora Salud SA de Ecuador

HISTORIAS DE LA CLÍNICA

Nuestros pacientes cuentan su experiencia. Historias de esperanza, lucha y superación.

Imagen de una familia de pacientes de la Clínica Universidad de Navarra