asistencia mecánica
en la insuficiencia cardíaca

más de 20 años de experiencia en este tipo de tratamiento

O le llamamos

* Horarios de atención según hora de España peninsular.

Gracias. En breve nos pondremos en contacto con usted.

El campo Teléfono es obligatorio.

Le rogamos revise el número de teléfono. Éste debería tener entre 9 y 15 dígitos y empezar por 6, 8, 9, 71, 72, 73 ó 74. En el caso de los números internacionales, por favor, introduzca 00 seguido del prefijo internacional correspondiente y su número de teléfono (00-prefijo internacional 34-número telefóno 948255400)

Espere unos instantes mientras tramitamos su petición.

Cerrar Enviar

Tratamiento de la asistencia mecánica para la insuficiencia cardiaca

La asistencia mecánica, también llamada asistencia circulatoria o ventricular, consta de una serie de dispositivos mecánicos.

Estos dispositivos están compuestos por un sistema de propulsión hidráulica que, conectados al sistema circulatorio, son capaces de reemplazar la función cardiaca de forma temporal o definitiva.

Consta de tres partes: la bomba, los conductos de conexión con la circulación sanguínea o corazón (uno de entrada y otro de salida) y la consola con el sistema de control y alimentación (baterías y sistema conexión eléctrica).

En la Clínica Universidad de Navarra, contamos con un equipo compuesto por cirujanos, anestesistas, hematólogos, infectólogos y un equipo de enfermeras altamente especializados en el manejo de estos dispositivos, que de forma coordinada controlan diariamente a estos pacientes hasta que son dados de alta y luego en su domicilio.

¿Quieres saber más sobre el Departamento de Cirugía Cardiaca?

La Clínica comenzó su programa de asistencia mecánica en 1992. Disponemos de los mecanismos más avanzados para realizar asistencia ventricular en situación de fallo ventricular agudo, como puente al trasplante cardiaco y como asistencia definitiva.

El mantenimiento de una adecuada presión arterial, gracias a la asistencia ventricular, permite una correcta perfusión de los órganos vitales, posibilitando su funcionamiento y evitando el fracaso multiorgánico".

Estos dispositivos tienen la misión de remplazar la función del corazón, parcial o totalmente, recuperando la sangre antes de que llegue a los ventrículos (izquierdo o derecho) y bombeándola a las arterias que salen de éstos: la aorta (en el caso de asistencia ventricular izquierda) o la arteria pulmonar (en el caso de asistencia ventricular derecha).

El tipo de flujo generado por estas bombas depende de los modelos, pudiendo ser pulsátil (similar al latido del corazón) o contínuo (en estos casos no existe onda de pulso). La duración del soporte puede variar según los casos y la indicación entre días, meses o años.

Según la intencionalidad de la implantación, podríamos clasificar los dispositivos de asistencia ventricular en tres grandes grupos:

  • Ayuda a la recuperación de la función cardiaca. Existen circunstancias especiales, normalmente situaciones agudas (infarto agudo de miocardio, miocarditis, después de cirugía cardiaca compleja) en la que el corazón sufre un daño brusco con una perdida temporal de su capacidad normal de funcionamiento. Una vez obtenida la recuperación completa, se podrá retirar el dispositivo de asistencia.
  • Puente al trasplante cardiaco. En algunas ocasiones, pacientes en lista de espera para trasplante cardiaco, presentan un deterioro progresivo que no responde al tratamiento médico farmacológico y la indisponibilidad de un corazón adecuado en ese momento implica un riesgo vital importante. La asistencia mecánica permite a estos pacientes en espera de un corazón mejorar su situación circulatoria, ganando el tiempo necesario hasta que surja un donante adecuado y el trasplante pueda ser realizado.
  • Terapia definitiva. Finalmente, existen grupos de pacientes que no son candidatos para trasplante cardíaco, en los que la única opción terapéutica posible es la implantación de un dispositivo de asistencia permanente, que les posibilite mantener una función circulatoria correcta, y ser dados de alta con el dispositivo de asistencia implantado en su cuerpo, requiriendo controles periódicos y un tratamiento especifico.

Saber más sobre la asistencia mecánica para la insuficiencia cardiaca

¿Cuánto tiempo puede utilizarse?

Todo depende de la indicación con la que se implantó la asistencia mecánica. Si la intención fue recuperar al ventrículo dañado, el tiempo medio de asistencia varía entre unos días y varias semanas, tras las cuales, una vez recuperada la función ventricular se retira el dispositivo de asistencia ventricular.

Si el implante se realizó en un paciente en lista de espera para trasplante cardiaco, la asistencia se retira en el momento del trasplante. Normalmente, este último grupo de pacientes suelen estar con la asistencia unos pocos meses, dependiendo del tiempo necesario para encontrar un órgano adecuado.

Finalmente, en aquellos casos en los que el implante se realiza de forma permanente (asistencia definitiva), el paciente es dado de alta con el dispositivo, debiendo seguir controles periódicos con su equipo médico.

¿En qué enfermedades está indicada?

Imagen preview del infográfico sobre asistencia ventricular
Conozca el HeartMate II, dispositivo de asistencia ventricular
Descargar infográfico

¿NECESITA PEDIR UNA SEGUNDA OPINIÓN?

Imagen con los pasos que hay que dar para solicitar una segunda opinión en la Clínica Universidad de Navarra
Si necesita la opinión de nuestros expertos sin necesidad de desplazarse a la Clínica, le ofrecemos la posibilidad de realizar una consulta de Segunda Opinión Médica.

tal vezle interese

POR QUÉ VENIR

¿Por qué la Clínica Universidad de Navarra es diferente a otros centros sanitarios?

Imagen de una niña pequeña con cáncer por los pasillos de la Clínica

ENSAYOS CLÍNICOS

¿Quiere participar en nuestros ensayos clínicos? Conozca cuáles están activos.

Imagen médico investigando con microscopio

HISTORIAS DE LA CLÍNICA

Nuestros pacientes cuentan su experiencia. Historias de esperanza, lucha y superación.

Imagen de una familia de pacientes de la Clínica Universidad de Navarra