Arteritis de takayasu 

entre
30-40 años,
afecta a mujeres y de raza oriental

O le llamamos

* Horarios de atención según hora de España peninsular.

Gracias. En breve nos pondremos en contacto con usted.

El campo Teléfono es obligatorio.

Le rogamos revise el número de teléfono. Éste debería tener entre 9 y 15 dígitos y empezar por 6, 8, 9, 71, 72, 73 ó 74. En el caso de los números internacionales, por favor, introduzca 00 seguido del prefijo internacional correspondiente y su número de teléfono (00-prefijo internacional 34-número telefóno 948255400)

Espere unos instantes mientras tramitamos su petición.

Cerrar Enviar

Diagnóstico y tratamiento de la arteritis de Takayasu en la Clínica

La arteritis de Takayasu debe considerarse en cualquier mujer joven que se presente con clínica sugestiva de claudicación, alteraciones visuales, síncope o angina, especialmente en el contexto de alteraciones de la tensión arterial, soplos o pérdida de pulsos.

La realización de una Tomografía de Emisión de Positrones (PET) actualmente representa la técnica por excelencia para el diagnóstico.

Basados en las características clínicas y radiológicas se han establecidos unos criterios, de los que deben cumplirse al menos tres para confirmar el diagnóstico.

  • Claudicación intermitente, especialmente de extremidades superiores.
  • Edad de comienzo de la enfermedad igual o menor de 40 años.
  • Disminución del pulso de una o ambas arterias braquiales.
  • Diferencia en la tensión arterial sistólica entre ambos brazos mayor de 10 mm./Hg.
  • Soplo audible a la auscultación sobre una o las dos arterias subclavias o la aorta abdominal.
  • Arteriografía anormal, caracterizada por presencia de estenosis y dilataciones arteriales.

El tratamiento de la arteritis de Takayasu se basa en dos pilares fundamentales: los fármacos, principalmente para controlar el proceso inflamatorio; y las técnicas invasivas (cirugía o angioplastia), para corregir o dilatar las zonas de estenosis.

El tratamiento farmacológico está sustentado en los glucocorticoides. En la mayoría de los casos es necesaria la asociación de inmunosupresores. Últimamente, la utilización de tratamientos biológicos, como los anticuerpos monoclonales anti-TNF, han mostrado resultados muy alentadores.

En fases avanzadas de la enfermedad, el tratamiento combinado con tecnicas invasivas, encaminadas a salvar las zonas de estenosis, se ha mostrado muy eficaz a este respecto, corrigiendo de modo agudo la isquemia focal y evitando las posibles complicaciones graves de esta arteritis, como son los accidentes cerebrovasculares y la insuficiencia cardíaca congestiva.

Es muy importante controlar otros factores de riesgo cardiovascular como la hipertensión arterial, la hipercolesterolemia, la hiperglucemia y, fundamental, el hábito tabáquico.


¿Quiere saber más sobre el Departamento de Medicina Interna?

Trabajamos en equipo para ofrecer la mejor atención integral, conservando la visión global del enfermo y siendo referente ante enfermedades específicas. 

En cuanto al pronóstico, la mortalidad es inferior al 10% y la morbilidad, algo mayor en relación con la propia enfermedad y los tratamientos utilizados".

Saber más sobre la arteritis de Takayasu

La enfermedad de Takayasu o arteritis de Takayasu es una enfermedad poco frecuente, de causa desconocida, caracterizada por una vasculitis, es decir, una inflamación crónica de los vasos sanguíneos: afecta, sobre todo, a las arterias de mediano y gran calibre, principalmente a la arteria aorta y a sus ramas principales, los troncos supraaórticos.

Es más frecuente en mujeres y suele comenzar en edades tempranas, entre la tercera y la cuarta décadas de la vida.

¿Cuáles son los síntomas más habituales?

  • Dolor localizado
  • Isquemia
  • Disminución de pulsos palpables
  • Afectación del estado general con fiebre, sudoración astenia y pérdida de peso

Como en el resto de las vasculitis, las causas son desconocidas. Sin embargo, al igual que en la arteritis temporal, parece existir una predisposición genética a padecer esta enfermedad.

Los síntomas que produce esta enfermedad son muy variables y pueden manifestarse de manera muy lenta y progresiva. Son debidos a la afectación de estas arterias y muestran la falta de riego en los territorios que irrigan.

Por ello, no puede detectarse el pulso periférico o tomarse la tensión arterial en las zonas en las que existen arterias afectadas.

Además de las manifestaciones de isquemia en los territorios afectados, puede asociarse también un cuadro general, con cansancio, falta de apetito, fiebre o febrícula, etc.

La evolución del paciente con arteritis de Takayasu puede estar comprometida por complicaciones como:

  • Retinopatía con microaneurismas y anastomosis arteriovenosas
  • Hipertensión arterial
  • Formación de aneurismas 
  • Regurgitación aórtica

¿NECESITA PEDIR UNA SEGUNDA OPINIÓN?

Imagen con los pasos que hay que dar para solicitar una segunda opinión en la Clínica Universidad de Navarra
Si necesita la opinión de nuestros expertos sin necesidad de desplazarse a la Clínica, le ofrecemos la posibilidad de realizar una consulta de Segunda Opinión Médica.

tal vezLE INTERESE

POR QUÉ VENIR

¿Por qué la Clínica Universidad de Navarra es diferente a otros centros sanitarios?

Imagen de una niña pequeña con cáncer por los pasillos de la Clínica

ENSAYOS CLÍNICOS

¿Quiere participar en nuestros ensayos clínicos? Conozca cuáles están activos.

Imagen médico investigando con microscopio

HISTORIAS DE LA CLÍNICA

Nuestros pacientes cuentan su experiencia. Historias de esperanza, lucha y superación.

Imagen de una familia de pacientes de la Clínica Universidad de Navarra