Tecnología de vanguardia

El acelerador de partículas más avanzado y preciso de Europa

La tecnología, clave en un proyecto asistencial y de investigación

Con la adquisición de esta tecnología, Clínica Universidad de Navarra establece una alianza estratégica con Hitachi y la entrada en la sociedad clínica e investigadora conformada por los centros que la poseen.
 

La Unidad de Protonterapia cuenta con la misma tecnología y experiencia de uso que se ha desarrollado en hospitales como Mayo Clinic (en sus sedes de Rochester y Phoenix), St. Jude Children’s Research Hospital, MD Anderson Cancer Center en Estados Unidos, Johns Hopkins Medicine y Hokkaido University en Japón. 

El sincrotrón de Hitachi, respecto a otras tecnologías, produce un haz más limpio formado únicamente por protones, sin neutrones residuales que pueden causar efectos secundarios en el paciente. Por otra parte, acelera los protones justo hasta la energía requerida para el tumor de cada paciente de forma individualizada, sin precisar filtros artificiales para el proceso de “frenado” o degradación del haz.

Con esta tecnología de sincrotrón Hitachi, se ha tratado más de 60.000 pacientes en todo el mundo.

Ventajas de la tecnología Sincrotrón

Mayor precisión y exactitud en el depósito de la dosis, mayor comodidad y seguridad para el paciente y un uso más eficiente de la energía

Uso eficiente

El acelerador lineal libera en cada disparo únicamente los protones que se necesitan, logrando un uso más eficiente de la energía y que no se liberen neutrones secundarios (contaminantes).

Multi energy system

Cambia la energía de forma muy veloz para el barrido de la siguiente capa de tratamiento, con lo que en un tiempo mínimo consigue depositar la dosis de radiación con máxima exactitud.

Rotación 360º

La rotación total del gantry reduce el tiempo de tratamiento y aumenta la precisión, sobre todo en las localizaciones en las que el tumor se mueve (pulmón, mama, páncreas...)

Campo máximo

Permite tratar grandes extensiones de tumor (por ejemplo, tumores con enfermedad craneoespinal y sarcomas retroperitoneales) con menos parches.

TAC integrado

Permite la comprobación del posicionamiento del paciente haciendo un registro automático con el TAC de planificación. Reproduce de forma exacta la situación del tumor el día del tratamiento.

Pencil beam scanning 

Escanea el tumor y ello permite una mejor conformación de la dosis con el tumor: maximiza la dosis depositada en el tumor y minimiza la dosis en tejido sano.

Sincrotrón, un acelerador “limpio

Permite acelerar el haz de protones justo hasta la energía requerida para alcanzar el tumor de cada paciente de forma individualizada, sin precisar filtros artificiales para la generación del proceso de “frenado”.

Además, el equipo que incorpora la Clínica incluye un sistema que permite el tratamiento con protones de los tumores sujetos a movimiento respiratorio, una solución totalmente integrada en el sistema instrumental. El tracking en tiempo real es capaz de localizar y cuantificar el movimiento del tumor, y sincronizar el instante de la irradiación para lograr un mínimo impacto en el tejido sano.

Tecnología que forma la Unidad de Protonterapia

Inyector

Los protones se extraen de moléculas de hidrógeno y se introducen en un acelerador lineal que los inyecta a baja velocidad.

Acelerador

Con cuatro imanes que mantienen los protones en trayectorias circulares, y un campo eléctrico incrementa gradualmente su velocidad.

Línea de haz

Cuando han alcanzado una velocidad próxima a la de la luz, los protones abandonan el sincrotrón para ser conducidos al paciente.

Gantry

Zona en la que está posicionado el paciente y a la que acceden los protones. Gira 360º para poder eligir, así, el ángulo más adecuado de tratamiento.

COVID-19