Cáncer anal

"El objetivo del tratamiento dependerá del estadio en cual se diagnostique. Se debe intentar preservar la función anal con la mejor calidad de vida posible". 

DRA. LUCÍA CENICEROS PAREDES
ESPECIALISTA. ÁREA DE TUMORES DIGESTIVOS

El canal anal es la porción terminal del intestino grueso, y corresponde a una estructura tubular de 3-4 cm que se extiende desde la piel perianal hasta el final del recto.

Se encuentra revestido en su porción superior por mucosa de tipo rectal, en su zona media (coincidiendo con la línea de interfase pectínea) por mucosa transicional y, en su tramo inferior, por una mucosa con epitelio escamoso estratificado.

Los tumores del canal anal son poco frecuentes. Representan el 5% de todas las neoplasias anorrectales y un 1,5% de los tumores gastrointestinales.

Los carcinomas de esta región se clasifican tipo escamoide y tipo epidermoide, y aquellos con una línea de diferenciación hacia adenocarcinoma (aunque dentro de los carcinomas del canal anal, es una entidad rara).

Por la complejidad quirúrgica de esta patología es imprescindible dirigirse a centros especializados. La Clínica Universidad de Navarra dispone de un equipo médico-quirúrgico altamente cualificado en el diagnóstico y tratamiento de los pacientes con cáncer anal.

Además, realizamos un seguimiento por parte del servicio de enfermería que ayuda a un mejor control sintomático, de las secuelas quirúrgicas y favorecer la rápida recuperación de nuestros pacientes. 

UNA MEDICINA PERSONALIZADA

Segunda Opinión,
la tranquilidad de saber

Solicite una Segunda Opinión de nuestros profesionales con gran experiencia en el diagnóstico y tratamientos de enfermedades oncológicas
En 72 h, sin moverse de casa.

¿Cuáles son los síntomas del cáncer anal?

El 20% de los pacientes son asintomáticos.

Algunos de los síntomas que presentan son: 

  • Sangrado: es el más frecuente, aparece en el 45% de los casos. 
  • En ocasiones se acompaña de dolor, tenesmo o sensación de masa
  • Otros síntomas inespecíficos pueden ser el prurito o la irritación peritoneal. 

¿Tiene alguno de estos síntomas?

Puede que padezca cáncer anal

¿Cuáles son las causas?

Se han propuesto múltiples factores de riesgo para el desarrollo de tumores del canal anal, como son el VPH y VIH, el tabaco y la inmunosupresión.

La presencia de fístulas perianales crónicas, asociadas o no a enfermedad de Crohn, suponen un factor de riesgo importante, principalmente cuando cronifican y superan los 10 años.

El linfogranuloma venéreo (LGV) puede provocar estenosis y fístulas perianales y se asocia también con un aumento de riesgo de desarrollo de un tumor del canal anal.

¿Cuál es el pronóstico?

Por lo general, los tumores de canal anal son una enfermedad curable si se diagnotica en un estadio precoz.

Los factores pronósticos más importantes, en relación al tumor, son el tamaño y la afectación de ganglios linfáticos. 

La supervivencia global a 5 años para tumores T1 y T2 es del 86%, que disminuye al 45% cuando el tumor está en estadios más avanzados

¿Cómo se diagnostica el cáncer anal?

<p>&nbsp;Colonoscopia</p>

Para su diagnóstico es preciso de una evaluación por el médico especialista. Si hay sospecha, se debe realizar un examen rectal digital que permite la detección de anormalidades en tamaño, forma o textura.

Se debe completar el estudio mediante la realización de una anuscopia que permita ver el interior del ano y recto y así poder realizar una biopsia de la lesión. En ocasiones debido a la inflamación o infiltración de la lesión esta prueba puede ser dolorosa por lo que se realizara con anestesia.

Una vez confirmado el diagnóstico, se completará el estudio mediante la realización de una TAC y RNM pélvica.

¿Cómo se trata el cáncer anal?

Se debe intentar preservar la función anal con la mejor calidad de vida posible.

El tratamiento de radioterapia con quimioterapia simultánea es el tratamiento curativo para la mayoría de los pacientes con cáncer de canal anal localmente avanzado.

La combinación de técnicas de irradiación externa con braquiterapia en casos seleccionados, consiguen unas tasas de respuesta completa y curación de más del 70%. 

Asimismo, para casos seleccionados, el tratamiento con protonterapia puede reducir los efectos secundarios y mejorar la tolerancia al tratamiento.

La quimioterapia es el tratamiento médico que consiste en la aplicación de sustancias químicas al organismo.

La quimioterapia principalmente se puede administrar por vía intravenosa u oral, aunque existen otras formas de administración.

En ocasiones, para la administración intravenosa, es necesario la colocación de un dispositivo denominado port-a-cath. Este reservorio subcutáneo consta de una membrana de silicona y un catéter que se introduce por la vena subclavia hasta alcanzar la vena cava superior.

El tratamiento se administra con un esquema determinado dependiendo del régimen escogido. Previo a la administración del tratamiento se debe realizar una valoración del paciente y una determinación analítica.

Cada administración se denomina ciclo. Hay tratamientos en los que cada ciclo se divide en varias sesiones. Todo ello depende del esquema terapéutico empleado

La cirugía no se utiliza como tratamiento inicial por el riesgo de necesitar de la extirpación del esfínter anal y condicionar al paciente a una colostomía permanente. 

Sin embargo, si con las terapias utilizadas el tumor no responde se podría realizar una resección abdomino-perineal. En este procedimiento se extirpan tanto la parte inferior del colon, el recto y ano. 

Por la complejidad quirúrgica de esta patología es imprescindible dirigirse a centros especializados. La Clínica Universidad de Navarra dispone de un equipo médico-quirúrgico altamente cualificado para la realización de dicha intervención.

Además, realizamos un seguimiento por parte del servicio de enfermería que ayuda a un mejor control sintomático, de las secuelas quirúrgicas y favorecer la rápida recuperación de nuestros pacientes. 

Colostomía
La colostomía es el acto quirúrgico donde se saca un extremo del intestino grueso a través de una abertura en la pared abdominal (estoma). Las heces salen a través del estoma hasta la bolsa adherida al abdomen.

Desde el primer momento, la colostomía requiere de una serie de cuidados específicos que serán explicados en detenimiento por el equipo de enfermería especializado en este tipo de secuelas quirúrgicas.

¿Dónde lo tratamos?

EN NAVARRA Y MADRID

El Área de Tumores de Tubo Digestivo
de la Clínica Universidad de Navarra

El Área de Tumores de Tubo Digestivo está compuesta por un equipo multidisciplinar de expertos en el diagnóstico y tratamiento de enfermedades del tracto digestivo.

Incluye a especialistas en aparato digestivo, radiología, anatomía patológica, cirugía y oncología médica y radioterápica y el soporte de enfermería.

¿Qué enfermedades tratamos?

Imagen de la fachada de consultas de la sede en Pamplona de la Clínica Universidad de Navarra

¿Por qué en la Clínica?

  • Valoración integral del paciente.
  • Tecnología de vanguardia.
  • Profesionales expertos que son referencia a nivel nacional.

Nuestro equipo de profesionales

Más preparados que nunca para seguir cuidándole

Actualizamos semanalmente los protocolos de seguridad con la última evidencia científica
y el conocimiento de los mejores centros internacionales con los que colaboramos.

SOLICITE