Prótesis de cadera 

saber más sobre la prótesis de cadera

El tratamiento mediante la intervención de la prótesis de cadera está indicado en aquellos pacientes que padecen una artrosis muy avanzada, en los que existe una limitación muy importante para caminar o para realizar sus actividades cotidianas.

La intervención consiste en sustituir la articulación dañada por una prótesis de cadera.

Tras un programa de rehabilitación después de la intervención, los pacientes se recuperan y notan la desaparición de los síntomas, pudiendo caminar y realizar una vida prácticamente normal.

Imagen preview del infográfico sobre la prótesis de cadera
Conozca en qué consiste la prótesis de cadera
Descargar infográfico

La artrosis de cadera es más frecuente en personas de edad.

Si se produce en una persona joven, generalmente se debe a que la cadera afectada ha sufrido alguna enfermedad previa: luxación congénita, traumatismo o algún tipo de inflamación o infección.

La articulación de la cadera está formada por la unión entre los huesos de la pelvis y el fémur. En la porción del fémur que se junta con la pelvis, el fémur tiene la forma de una esfera que se denomina cabeza del fémur. Esta esfera del fémur encaja dentro de un hueco que existe en la pelvis, de tal forma que se forma un engranaje perfecto que permite el movimiento del fémur en muchas direcciones.

La cabeza del fémur y el hueco de la pelvis en el que se articula están recubiertos de cartílago, que facilita los movimientos entre los huesos y evita que rocen directamente hueso con hueso. Con los años y por el desgaste progresivo de estos cartílagos, se pierde su grosor y textura y pueden desaparecer. Se pierde así el correcto engranaje entre el fémur y la pelvis, y es lo que produce los síntomas de la artrosis de cadera.

La cadera es la articulación más importante de las extremidades inferiores.

El correcto funcionamiento de la cadera, junto con la rodilla, es necesario para realizar las actividades de la vida diaria que requieren el movimiento de las piernas.

La artrosis de cadera es una enfermedad degenerativa de la articulación bastante frecuente. Es crónica, dura toda la vida. Suele evolucionar muy lentamente en el transcurso de años.

El síntoma fundamental que produce la artrosis de cadera es el dolor, que se localiza fundamentalmente en la región de la ingle. A veces, el dolor se extiende, y el paciente también nota molestias en la cara anterior del muslo, que incluso llega hasta la rodilla, y también puede notar dolor en la nalga.

Los pacientes con artrosis de cadera pueden ver limitadas sus actividades cotidianas en un mayor grado que los pacientes en los que la artrosis afecta a otras articulaciones menos importantes.

La cirugía, en artrosis de cadera muy avanzada, demuestra buenos resultados. 

La artrosis de cadera es una enfermedad crónica, es decir, que dura toda la vida. Por lo general suele evolucionar muy lentamente, en el transcurso de años.

Los pacientes con artrosis de cadera pueden ver limitadas sus actividades cotidianas en un mayor grado que los pacientes en los que la artrosis afecta a otras articulaciones menos importantes.

Con la rehabilitación, que abarca una serie de ejercicios físicos, se pretende mantener al máximo la movilidad de la cadera y fortalecer los músculos que la mueven. En ocasiones, el uso de un bastón para caminar puede resultar muy beneficioso para el alivio del dolor en la articulación.

En casos de artrosis muy avanzada, se recurre a la cirugía para implantar una prótesis. Tras un programa de rehabilitación después de la intervención, los pacientes se recuperan y notan la desaparición de los síntomas, pudiendo caminar y realizar una vida prácticamente normal.

El reemplazo de la articulación de la cadera es un procedimiento quirúrgico muy seguro que lleva realizándose más de 30 años. En los últimos años se ha innovado en materiales y se instalan prótesis cada vez menores".

O le llamamos

* Horarios de atención según hora de España peninsular.

Gracias. En breve nos pondremos en contacto con usted.

El campo Teléfono es obligatorio.

Le rogamos revise el número de teléfono. Éste debería tener entre 9 y 15 dígitos y empezar por 6, 8, 9, 71, 72, 73 ó 74. En el caso de los números internacionales, por favor, introduzca 00 seguido del prefijo internacional correspondiente y su número de teléfono (00-prefijo internacional 34-número telefóno 948255400)

Espere unos instantes mientras tramitamos su petición.

Cerrar Enviar

tal vezLE INTERESE

POR QUÉ VENIR

¿Por qué la Clínica Universidad de Navarra es diferente a otros centros sanitarios?

Imagen de una niña pequeña con cáncer por los pasillos de la Clínica

PLAN RESPALDO TOTAL

Acceda a una cobertura ilimitada en una de las mejores clínicas del mundo desde $27

Imagen del acuerdo entre la Clínica y la aseguradora Salud SA de Ecuador

HISTORIAS DE LA CLÍNICA

Nuestros pacientes cuentan su experiencia. Historias de esperanza, lucha y superación.

Imagen de una familia de pacientes de la Clínica Universidad de Navarra