Implantes auditivos

saber más sobre los implantes auditivos

La pérdida de audición o hipoacusia es un problema con una alta incidencia en la población general, desde la infancia hasta la ancianidad.

Un tratamiento adecuado puede mejorar gran parte de las hipoacusias del oído medio e interno en niños y adultos e, incluso, evitar muchas de las secuelas auditivas que pueden originar las otitis medias infantiles.

Un gran número de las hipoacusias debidas a lesiones que afectan al oído medio son tratables con éxito mediante procedimientos conservadores o quirúrgicos, que, en algunos casos, pueden incluir la colocación de prótesis osteo-integradas o implantes de oído medio.

Ciertas hipoacusias relacionadas con alteraciones del oído interno se palían con el empleo de audífonos, cada vez más eficaces, o bien mediante audioprótesis implantadas quirúrgicamente.

Sin embargo, existen casos en los que el uso de audífonos o de los implantes de oído medio resulta ineficaz.

Sorderas bilaterales
Cuando la hipoacusia es intensa, de grado profundo y afecta a los dos oídos, el paciente no oye o no entiende prácticamente nada. Su incidencia es de aproximadamente 1 cada 1.000 recién nacidos y acaecerá a lo largo de la vida en 1 persona por cada 1.000 habitantes.

Las repercusiones de una sordera profunda bilateral pueden ser particularmente dramáticas en los niños. Cuando es congénita o se pierde la audición antes de haber desarrollado y afianzado el lenguaje (sordera prelingual o prelocutiva), es particularmente difícil llegar a adquirir un dominio del lenguaje oral.

Sin unos estímulos apropiados o una cuidada reeducación, estos pacientes sordos tendrán limitada la potencialidad que tiene todo individuo en su desarrollo intelectual y social, lo que puede repercutir de manera negativa en las oportunidades educativas y de empleo, así como en el desarrollo de su personalidad, más introvertida, desconfiada y nerviosa.

Sorderas unilaterales
Las sorderas unilaterales se caracterizan por la pérdida de audición en un oído. El otro oído puede conservar una audición normal o sufrir un cierto grado de pérdida auditiva, que puede oscilar de un grado leve a severo.

Los pacientes con sordera unilateral no realizan el normal procesamiento de la señal auditiva. Ello repercute en su capacidad de comunicación: tienen dificultad para escuchar en ambiente de ruido y para localizar la procedencia de los sonidos.

Estas discapacidades funcionales incrementan la fatiga durante la escucha y provocan inseguridad, reducen la autoestima y, en general, crean sentimientos de exclusión alterando los niveles de calidad de vida.

En el caso de los niños con sorderas unilaterales, hay que añadir una mayor tendencia para padecer retrasos en el desarrollo del lenguaje, mayores tasas de fracaso escolar y desviaciones comportamentales que las observadas en la población normo-oyente.


Imagen preview del infográfico sobre hipoacusias
Conozca qué es la hipoacusia y sus distintos tratamientos
Descargar infográfico
Implante auditivo de conducción ósea (Bonebridge) con anestesia local.
La niña nació sorda debido a una enfermedad congénita y ha empezado a oir.

En la Clínica Universidad de Navarra se realizan diferentes pruebas para diagnosticar la falta de audición:

Las personas implantadas oyen de forma muy parecida a como escucha un oyente, tal y como demuestran los resultados de algunos test y las manifestaciones de nuestros pacientes ya implantados.

No se trata de códigos nuevos, sino de una información sonora que guarda una estructura semejante a la que estamos acostumbrados a oír los oyentes.

Por ello, cuando se implanta a un sordo post-locutivo o postlingual, que ha oído antes de quedarse sordo y que conserva una buena memoria auditiva, a los pocos días de utilizar el implante es capaz de reconocer las palabras de una conversación.

Como regla general, se debe procurar restablecer la audición en los dos oídos, ya que se obtienen una serie de importantes ventajas:

  • Capacidad de localizar la procedencia de los sonidos.
  • Evitar el efecto sombra de la cabeza (incapacidad para escuchar cuando alguien nos habla por el oído sordo).
  • Mejorar la discriminación del lenguaje, especialmente en ambientes ruidosos.
  • Reducir el nivel de fatiga ante la escucha y proporcionar un efecto de suma de aproximadamente 3 dB, lo cual nos proporciona mayor sensibilidad auditiva.

La estimulación auditiva binaural puede restablecerse por medio de la colocación de implantes cocleares en los dos oídos en aquellas personas que padecen una pérdida de audición profunda bilateral.

En los pacientes que presenten una pérdida profunda en un oído y una disfunción auditiva de menor grado en el otro oído, se restablecerá la binauralidad a través de un implante coclear en un oído y un audífono en el oído contrario.

Estas formas de estimulación son bien toleradas por los pacientes y les proporcionan unos resultados altamente satisfactorios.

Audición bilateral en la infancia
Es conveniente estimular bilateralmente, especialmente en la infancia, las vías y centros auditivos de ambos hemisferios cerebrales. De esta estimulación bilateral, obtenida de manera temprana en los primeros años de la vida, depende que el cerebro aprenda a procesar normalmente la información auditiva que le llega a través de nuestros dos oídos.

Los retrasos en este modelo de estimulación binaural tendrán consecuencias, hoy por hoy irreversibles, a la hora de alcanzar un completo desarrollo del procesamiento auditivo a nivel cerebral.

Los usuarios de implantes deben tomar una serie de precauciones en sus actividades cotidianas:

  • Las piezas externas del dispositivo no deben mojarse.
  • Protegerse de la electricidad estática.
  • Evitar deportes o actividades que puedan causar golpes fuertes en la cabeza o utilizar una protección adecuada (casco).
  • En algunos usuarios, las fuentes de radiofrecuencia (por ejemplo, los teléfonos móviles) pueden causar interferencias con el sonido que se recibe a través del implante. Estas interferencias no dañan el implante ni producen lesiones a su portador.
  • Los pacientes con un implante deben advertir de este hecho a sus médicos de cabecera o pediatras, ya que en el caso de que necesiten alguna intervención quirúrgica o una exploración de resonancia magnética, deben tomarse precauciones especiales.

La colocación de un implante de conducción de vía ósea o un implante activo de oído medio representan excelentes opciones para la recuperación auditiva".

O le llamamos

* Horarios de atención según hora de España peninsular.

Gracias. En breve nos pondremos en contacto con usted.

El campo Teléfono es obligatorio.

Le rogamos revise el número de teléfono. Éste debería tener entre 9 y 15 dígitos y empezar por 6, 8, 9, 71, 72, 73 ó 74. En el caso de los números internacionales, por favor, introduzca 00 seguido del prefijo internacional correspondiente y su número de teléfono (00-prefijo internacional 34-número telefóno 948255400)

Espere unos instantes mientras tramitamos su petición.

Cerrar Enviar

tal vezLE INTERESE

POR QUÉ VENIR

¿Por qué la Clínica Universidad de Navarra es diferente a otros centros sanitarios?

Imagen de una niña pequeña con cáncer por los pasillos de la Clínica

PLAN RESPALDO TOTAL

Acceda a una cobertura ilimitada en una de las mejores clínicas del mundo desde $27

Imagen del acuerdo entre la Clínica y la aseguradora Salud SA de Ecuador

HISTORIAS DE LA CLÍNICA

Nuestros pacientes cuentan su experiencia. Historias de esperanza, lucha y superación.

Imagen de una familia de pacientes de la Clínica Universidad de Navarra