Hiperglucemia 

niveles mayores de
600 mg./dl. de glucosa en sangre

O le llamamos

* Horarios de atención según hora de España peninsular.

Gracias. En breve nos pondremos en contacto con usted.

El campo Teléfono es obligatorio.

Le rogamos revise el número de teléfono. Éste debería tener entre 9 y 15 dígitos y empezar por 6, 8, 9, 71, 72, 73 ó 74. En el caso de los números internacionales, por favor, introduzca 00 seguido del prefijo internacional correspondiente y su número de teléfono (00-prefijo internacional 34-número telefóno 948255400)

Espere unos instantes mientras tramitamos su petición.

Cerrar Enviar

Diagnóstico y tratamiento de la hiperglucemia en la Clínica

Cuando los niveles de glucosa en sangre están elevados, superando ampliamente los objetivos de control establecidos, comienzan a producirse en el organismo los cuerpos cetónicos, producidos en el hígado por la degradación de las grasas liberadas al torrente sanguíneo en situaciones de gran deficiencia insulínica.

Por eso, es importante realizar controles periódicos de la glucemia en casa y cada cierto tiempo, cuando lo indique su médico, será necesario controlar la hemoglobina glicosilada para valorar si la diabetes está dentro de límites aceptables.

En una primera fase puede aparecer un síndrome clásico que consiste en polidipsia (aumento de la sensación de sed), poliuria (aumento de la cantidad de orina), polifagia (aumento del apetito) y pérdida de peso, a pesar del aumento de apetito.

También pueden aparecer infecciones de repetición, mala cicatrización de heridas, prurito (picor), neuropatía, enfermedad coronaria o vasculopatía, sobre todo si aparecen en pacientes menores de 45 años.

¿Quiere saber más sobre el Departamento de Endocrinología?

Nuestras enfermeras de Hospital de Día de la Unidad de Diabetes realizan un seguimiento del paciente para evitar la presentación de complicaciones.

A los que padecen diabetes no insulinodependiente (tipo 2), seguir un plan alimentario les ayudará a mantener un peso correcto y a conseguir un equilibrio entre la insulina que segrega su cuerpo y la alimentación".

Es un síndrome clínico que aparece en pacientes diabéticos tipo 2 en tratamiento con antidiabéticos orales.

Se caracteriza por una cifra de glucosa en sangre por encima de 600 mg./dl., un aumento de la osmolaridad plásmatica por encima de los 350 mOsm/l y ausencia de cuerpos cetónicos en sangre. Se acompaña de manifestaciones como disminución del nivel de conciencia, que puede ir desde la somnolencia hasta el coma profundo; deshidratación, pérdida de apetito, náuseas, vómitos, convulsiones y focalidad neurológica.

El tratamiento adecuado consiste en la reposición de líquidos para corregir la deshidratación y la administración de insulina para reestablecer los niveles de glucosa en sangre a valores normales. 

Esta complicación se presenta en pacientes con diabetes tipo 1 y diabetes tipo 2 en tratamiento con insulina. Las causas más frecuentes que son las infecciones y el abandono de la terapia insulínica. Así mismo, es una forma de comienzo muy frecuente en la diabetes tipo 1.

La sintomatología clásica comienza con un cuadro de vómitos, aumento de la producción de orina, aumento de la sensación de sed, aumento de la frecuencia respiratoria, fetor cetónemico, alteraciones del nivel de conciencia y dolor abdominal.

En la analítica de sangre aparecerá un aumento de glucosa en sangre mayor de 300 mg./dl., cuerpos cetónicos elevados en plasma, acidosis metabólica y en orina aparecerán cuerpos cetónicos y glucosa elevada.

Es necesario el ingreso hospitalario para instaurar el tratamiento adecuado que consistirá en reposición de líquidos e iones, administración de insulina para disminuir los niveles de glucosa en sangre y desaparezcan los cuerpos cetónicos en orina y tratar las causas que han precipitado el cuadro, por ejemplo la infección. 

Saber más sobre la hiperglucemia 

Cuando los niveles de glucosa en sangre están elevados, superando ampliamente los objetivos de control establecidos, comienzan a producirse en el organismo los cuerpos cetónicos, producidos en el hígado por la degradación de las grasas liberadas al torrente sanguíneo en situaciones de gran deficiencia insulínica.

Son muchos los factores que pueden descompensar la diabetes, entre los más frecuentes:
  • Falta de inyección de insulina o antidiabéticos orales.
  • Aumento de la ingesta de carbohidratos en la dieta.
  • No realizar el ejercicio físico suficiente.
  • Existencia de una enfermedad o situación que aumente las necesidades de insulina, por ejemplo infecciones, traumatismos, intervenciones quirúrgicas, embarazo...

¿Cuáles son los síntomas más habituales?

  • Aumento de sed (polidipsia).
  • Aumento cantidad de orina (poliuria).
  • Aumento del apetito (polifagia).
  • Pérdida de peso.

¿NECESITA PEDIR UNA SEGUNDA OPINIÓN?

Imagen con los pasos que hay que dar para solicitar una segunda opinión en la Clínica Universidad de Navarra
Si necesita la opinión de nuestros expertos sin necesidad de desplazarse a la Clínica, le ofrecemos la posibilidad de realizar una consulta de Segunda Opinión Médica.

tal vezLE INTERESE

POR QUÉ VENIR

¿Por qué la Clínica Universidad de Navarra es diferente a otros centros sanitarios?

Imagen de una niña pequeña con cáncer por los pasillos de la Clínica

PLAN RESPALDO TOTAL

Acceda a una cobertura ilimitada en una de las mejores clínicas del mundo desde $27

Imagen del acuerdo entre la Clínica y la aseguradora Salud SA de Ecuador

HISTORIAS DE LA CLÍNICA

Nuestros pacientes cuentan su experiencia. Historias de esperanza, lucha y superación.

Imagen de una familia de pacientes de la Clínica Universidad de Navarra