Arritmias cardiacas

PREGUNTAS MÁS FRECUENTES

Estas preguntas más frecuentes las arritmias cardíacas le ayudarán a conocer mejor su enfermedad y participar activamente en las decisiones sobre su propio cuidado.

O le llamamos

* Horarios de atención según hora de España peninsular.

Gracias. En breve nos pondremos en contacto con usted.

El campo Teléfono es obligatorio.

Le rogamos revise el número de teléfono. Éste debería tener entre 9 y 15 dígitos y empezar por 6, 8, 9, 71, 72, 73 ó 74. En el caso de los números internacionales, por favor, introduzca 00 seguido del prefijo internacional correspondiente y su número de teléfono (00-prefijo internacional 34-número telefóno 948255400)

Espere unos instantes mientras tramitamos su petición.

Cerrar Enviar

Una arritmia es una alteración del ritmo cardiaco. Este se divide en dos fases:

  • Diástole: el músculo cardiaco se relaja y la cavidad se llena de sangre
  • Sístole: el músculo se contrae y expulsa la sangre al torrente circulatorio, manteniendo el flujo sanguíneo y la presión arterial
Este proceso ocurre de una manera regular y rítmica, al estar gobernado por un sistema eléctrico denominado sistema de excitación y conducción. Cuando se altera ese sistema de excitación y conducción, aparecen las arritmias o trastornos del ritmo cardiaco.
Pueden ser crónicas, de carácter permanente, o paroxísticas, si se presentan en ocasiones puntuales.

Palpitaciones y síncopes, principales síntomas de las arritmias

Las arritmias pueden causar síntomas muy importantes (palpitaciones, mareo, síncope, dolor torácico, pérdida de conocimiento…) o bien pasar inadvertidas y sólo objetivarse cuando se realizan pruebas diagnósticas.

Las palpitaciones producen una sensación subjetivamente anormal de los latidos cardiacos, que pueden ser percibidos como latidos fuertes, latidos adelantados, latidos irregulares o latidos taquicárdicos.

Los síncopes son pérdidas de conocimiento debidas a la disminución del flujo cerebral. Aunque gran parte de ellos obedecen a causas distintas a las arritmias, cuando éstas provocan un síncope, generalmente obedecen a una causa grave.

Las arritmias se producen por un fallo en el sistema eléctrico del ritmo cardiaco

El ritmo cardiaco está gobernado por un sistema eléctrico denominado sistema de excitación y conducción.

Las arritmias cardiacas aparecen por alguno de estos tres motivos:

  1. Uno de los mecanismos eléctricos falla por falta de generación del impulso eléctrico.
  2. El impulso eléctrico se origina en un sitio erróneo.
  3. Los caminos para la conducción eléctrica están alterados. Se produce un “cortocircuito” en el sistema eléctrico.

Las arritmias se clasifican en bradiarritmias (arritmias lentas) y taquiarritmias (arritmias rápidas). También se consideran arritmias los latidos prematuros o extrasístoles.

Por su repetición, se pueden dividir en:

  • Crónicas: de carácter permanente
  • Paroxísticas: si se presentan en ocasiones puntuales

Electrocardiogramas y estudio electrofisiológico con catéteres, pruebas diagnósticas

El Departamento de Cardiología de la Clínica cuenta con una Unidad de Arritmias especializada en el diagnostico y tratamiento de las mismas.

Cuando el paciente tiene síntomas, el diagnóstico se hace generalmente por medio de electrocardiograma.

El diagnóstico de la mayor parte de las arritmias precisa de dos fases. Una, en la que se descarta la presencia de cardiopatía estructural y, otra, para la caracterización específica del tipo de arritmia.

Una de las herramientas diagnósticas más útiles es el holter o registro electrocardiográfico ambulatorio. Capta los latidos del corazón uno o más días y de esta manera se conoce el tipo y frecuencia de las arritmias.

Cuando el electrocardiograma no es suficiente, puede ser necesario un estudio electrofisiológico de la conducción intracardiaca mediante catéteres, que se introducen por una vena o una arteria.

Somos centro de referencia en diferentes técnicas diagnósticas y tratamientos coronarios.

El Departamento de Cardiología de la Clínica Universidad de Navarra cuenta con una Unidad de Arritmias especializada en el diagnóstico y tratamiento de esta patología. 

Nuestra Unidad de Imagen Cardiaca, en colaboración con el Servicio de Radiología, nos permite realizar diagnósticos rápidos y precisos.

Contamos con un sistema para el control remoto de desfibriladores y marcapasos que envía información desde el domicilio de los pacientes.

El 95% de los pacientes con taquicardia paroxística se curan definitivamente.

Gracias a nuestra amplia preparación y experiencia, tanto solo se producen un 2% de complicaciones en los procedimientos.

Porque con la aplicación de nuevos tratamientos, en solo 3 meses se pueden dejar los anticoagulantes.

La Unidad de Arritmias de la Clínica es una de las unidades con mayor experiencia en el tratamiento de este tipo de enfermedad.

Tratamientos no farmacológicos
La Clínica ha sido pionera en diversas técnicas: 

Tratamientos farmacológicos
El principal tratamiento farmacológico indicado en pacientes que sufren arritmias es el de anticoagulantes, como el Sintrom®, el más conocido y usado en España.

Los anticoagulante son sustancias que dificultan el proceso de coagulación de la sangre.

La mayor complicación del tratamiento anticoagulante es la hemorragia, que está en relación con la dosis del fármaco y la edad del paciente (mayores de 75 años).

Nuestro servicio médico es valorado por su gran rapidez y eficacia en la citación, diagnóstico y acceso al tratamiento.

Al poseer todas las especialidades y sus profesionales con dedicación exclusiva, la Clínica se coordina y organiza de modo que el paciente pueda realizar sus consultas, tratamientos y pruebas en el menor tiempo posible, y el resultado de las pruebas diagnósticas se obtiene, generalmente en 48 horas.

De ser necesaria una intervención, la Clínica puede coordinarse para realizarla en el plazo de una semana, siempre dependiendo de las características y necesidades de cada paciente.

Para más información puede llamarnos al (+34) 948 255 400 o solicitar información completando este formulario.

La Clínica Universidad de Navarra le ofrece la posibilidad de realizar consultas de segunda opinión, bien presencialmente (solicitando una cita en el (+34) 948 255 400) o bien a través de la Consulta de Segunda Opinión no presencial.

La consulta de Segunda Opinión no presencial le ofrece la posibilidad de realizar una consulta de segunda opinión médica a nuestros especialistas, sin necesidad de acudir a la Clínica.

Para ello, la Clínica gestionará la recogida de sus documentos médicos y administrativos en su domicilio, o en su lugar de preferencia, y en un plazo máximo de 15 días recibirá la valoración de su caso.

Además, nuestros especialistas lo llamarán personalmente para aclarar las dudas que pudiera tener.

Si posteriormente desea continuar su asistencia médica en la Clínica, se le reembolsará el importe abonado por la Segunda Opinión en su primera factura.

La Clínica le ofrece la posibilidad de solicitar gratuitamente una valoración económica estimativa para su caso, a través del siguiente formulario online para solicitud de presupuesto, o llamando al (+34) 948 255 400.

Si lo prefiere, también podrá obtener un presupuesto más ajustado solicitando una cita para que nuestros expertos puedan valorar presencialmente su caso.

Si lo desea, puede solicitar más información sobre estos servicios rellenando el formulario de solicitud de información.

La Clínica Universidad de Navarra pone a disposición de sus pacientes la posibilidad de financiar su diagnóstico o tratamiento hasta en cuatro meses sin intereses. Dicha posibilidad está disponible para asistencias de hasta seis mil euros.

En caso de necesitar una financiación superior, podrá plantearlo durante su visita en la Unidad de Coordinación de la Clínica para evaluar su caso.

Asimismo, la Clínica mantiene conciertos con las principales compañías aseguradoras de España.

La compañía de seguros ACUNSA ofrece pólizas de hospitalización y consultas que aseguran la estancia y los tratamientos médicos y quirúrgicos en la Clínica Universidad de Navarra.

La Clínica también mantiene conciertos de asistencia médica con Aegon, Allianz, Asefa, AXA, Cigna, DKV, Generali, HNA, Mapfre Familiar y Previsora Bilbaína.

En función de cada acuerdo se puede acceder a las consultas de la Clínica con la tarjeta de asegurado; y a los tratamientos médicos y quirúrgicos e ingresos hospitalarios, con autorización previa de la compañía.

Dado que una determinada póliza de salud puede tener restricciones de acceso o servicios excluidos, aconsejamos una consulta previa a la compañía correspondiente sobre la cobertura concreta en la Clínica.

La Clínica recibe anualmente pacientes de más de 50 nacionalidades.

Dispone de un servicio especial de atención al paciente internacional, para facilitar su acceso a la Clínica.

Así, la Clínica pone a su disposición una persona de contacto que podrá ayudarle en todo lo que usted necesite para ser atendido por nuestros especialistas, tanto antes de su estancia (facilitando citas, dudas, viajes y alojamiento, etc.), como durante su estadía (acompañamiento, interlocución, coordinación optimizada de citas, etc.) y después de su estancia (envío de informes médicos, gestión de dudas y consultas, etc.).

tal vezle interese

POR QUÉ VENIR

¿Por qué la Clínica Universidad de Navarra es diferente a otros centros sanitarios?

Imagen de una niña pequeña con cáncer por los pasillos de la Clínica

PLAN RESPALDO TOTAL

Acceda a una cobertura ilimitada en una de las mejores clínicas del mundo desde $27

Imagen del acuerdo entre la Clínica y la aseguradora Salud SA de Ecuador

HISTORIAS DE LA CLÍNICA

Nuestros pacientes cuentan su experiencia. Historias de esperanza, lucha y superación.

Imagen de una familia de pacientes de la Clínica Universidad de Navarra