Citarabina 

Citarabina
GRUPO: Antineoplásicos

La citarabina es un medicamento empleado para tratar algunos tipos de tumores de la sangre por su capacidad de inhibir la multiplicación de las células tumorales. También puede actuar sobre algunas células sanas de división rápida como las células del aparato digestivo.

Por ello, antes de iniciar un tratamiento con citarabina el médico debe valorar los beneficios y los riesgos del tratamiento con este fármaco en cada paciente.

NOMBRES COMERCIALES:

Se dispone de formas genéricas de citarabina.  


ALERTAS:
         

MÁS INFORMACIÓN:

     

INFORMACIÓN DE USO

  • Leucemias (tumor de los órganos formadores de la células sanguíneas).
  • Linfomas (tumor de las células del tejido linfoide como los ganglios linfáticos, bazo, médula ósea o amígdalas) no Hodgkin en niños.

En España existen comercializadas formas de administración parenterales de citarabina (intravenosa e intratecal entre las capas del cerebro o la médula espinal). Existe comercializada una citarabina liposomal para administración únicamente intratecal, para más información consulte ficha de citarabina liposomal.

La dosis adecuada de citarabina es diferente para cada paciente, y depende de muchos factores como: la enfermedad para la que se está utilizando la citarabina, las características del paciente (tamaño o superficie corporal), si está recibiendo a la vez otro tipo de tratamientos contra el cáncer y la situación general del paciente (funcionamiento del riñón y del hígado, analítica en sangre).

La dosis de citarabina, al igual que muchos otros fármacos contra el cáncer, se repite en la mayoría de los casos al cabo de varias semanas. Cada vez que se administran los fármacos contra el cáncer en uno o varios días se llama “ciclo de tratamiento”. Una persona puede necesitar varios ciclos de tratamiento separados entre sí varias semanas. La dosis de citarabina puede variar de un ciclo a otro dependiendo de los efectos producidos en ciclos anteriores.

CUANDO NO DEBE UTILIZARSE:
  • En caso de alergia a la citarabinao a alguno de los componentes del preparado (consulte los excipientes). Si experimenta algún tipo de reacción alérgica deje de tomar este medicamento y avise a su médico o farmacéutico inmediatamente.

PRECAUCIONES DE USO:
  • Mientras reciba este medicamento debe realizar visitas periódicas a su médico para controlar la evolución del tratamiento y la posible aparición de efectos adversos.
  • La citarabina disminuye las defensas frente a infecciones, y en ocasiones, es necesario recibir antibióticos para evitarlas o curarlas. Por ello cuide la higiene y evite el contacto con personas que padezcan una infección. Consulte a su médico si padece fiebre, escalofríos o tos.
  • Evite la práctica de deportes o actividades en los que es fácil que se produzca una herida o un golpe.
  • Si vomita frecuentemente durante o después del tratamiento deberá consultar con su médico acerca de las medidas que debe adoptar.
  • Se recomienda una especial vigilancia en la administración de citarabina a pacientes ancianos.
  • La citarabina puede producir daños en el feto. Las mujeres en edad fértil deberán consultar a su médico acerca de las medidas que deben adoptar.
  • Este medicamento debe administrarse con especial precaución en pacientes con alguna de las siguientes enfermedades: lesión de la médula ósea, enfermedades que afecten al hígado y al riñón, infecciones, antecedentes de gota y si ha recibido recientemente tratamientos para el cáncer.
  • Tras la administración de citarabina puede producirse un síndrome caracterizado por fiebre, dolor en los músculos, en los huesos y en el pecho, erupciones en la piel, conjuntivitis y malestar general. Consulte a su médico la manera de prevenir o tratar estos síntomas.
  • No se ponga ninguna vacuna mientras esté en tratamiento con citarabina sin consultar antes con su médico. Evite el contacto con personas que han recibido recientemente la vacuna oral de la polio ya que el virus de la polio podría transmitirse con la tos.
  • Si los síntomas no mejoran o empeoran avise a su médico.

¿PUEDE AFECTAR A OTROS MEDICAMENTOS?
  • Algunos medicamentos que interaccionan con la citarabina son los siguientes: carbamazepina, digoxina, probenecid, azatioprina, colchicina, cloranfenicol, flucitosina, gentamicina y quinolonas (ciprofloxacina, ofloxacina).
  • Informe a su médico o farmacéutico de cualquier otro medicamento que reciba incluso de los adquiridos sin receta o plantas medicinales.

  • Los efectos adversos de este medicamento son, en general, frecuentes y pueden ser importantes. La citarabina puede producir anemia y otras alteraciones sanguíneas, tromboflebitis (inflamación de la vena con formación de trombos), náuseas, vómitos, diarrea, pérdida de apetito, úlceras en la boca, alteraciones en el hígado, afecciones respiratorias, dolor en el pecho, fiebre, erupciones en la piel y retención urinaria.
  • La citarabina también puede producir otros efectos adversos. Consulte a su médico si advierte algo anormal.

Saber más sobre el Servicio de Hematología y HemoterapiaSaber más sobre el Servicio de Hematología y Hemoterapia

Somos expertos en trasplante de progenitores hemapoyéticos, cuyo objetivo terapéutico es sustituir la médula ósea (tejido hemopoyético).

La Unidad de Trasplante de la Clínica está dotada de 3 habitaciones de presión positiva donde se realizan tanto los trasplantes autólogos como alogénicos a partir de un donante".

tal vezinterese

¿QUÉ TECNOLOGÍA UTILIZAMOS?

La Clínica es el hospital privado con mayor dotación tecnológica de España, todo en un único centro.

Imagen de un PET, tecnología de vanguardia en la Clínica Universidad de Navarra

NUESTROS
PROFESIONALES

Los profesionales de la Clínica realizan una labor continuada de investigación y formación, siempre en beneficio del paciente.

Imagen profesionales de la Clínica Universidad de Navarra

POR QUÉ VENIR
A LA CLÍNICA

Conozca por qué somos diferentes a otros centros sanitarios. Calidad, rapidez, comodidad y resultados.

Imagen del edificio de la Clínica Universidad de Navarra