Nutrición y embarazo

En la mujer embarazada y en el período de lactancia existe un cambio en los requerimientos de energía, proteínas, vitaminas y minerales, orientadas al desarrollo fetal óptimo y a la posterior producción de entre 500-700 cm3/leche/día de alto valor energético y de micronutrientes.

Los déficits de hierro y folatos de la dieta condicionan que el consumo de estos elementos durante el embarazo sea superior a la ingesta.

El efecto clínico es variable dependiendo de las reservas del organismo y diferentes en cada individuo.

O le llamamos

* Horarios de atención según hora de España peninsular.

Gracias. En breve nos pondremos en contacto con usted.

El campo Teléfono es obligatorio.

Le rogamos revise el número de teléfono. Éste debería tener entre 9 y 15 dígitos y empezar por 6, 8, 9, 71, 72, 73 ó 74. En el caso de los números internacionales, por favor, introduzca 00 seguido del prefijo internacional correspondiente y su número de teléfono (00-prefijo internacional 34-número telefóno 948255400)

Espere unos instantes mientras tramitamos su petición.

Cerrar Enviar

Se ha calculado que para una misma actividad física sería necesario aumentar aproximadamente 300 Kilocalorías (Kcal.) por día durante el segundo y tercer trimestre y de 500 Kcal./día durante la lactancia.

Esto supondría una ganancia ponderal de unos 12-13 kg. durante el embarazo, recuperando el peso previo al embarazo aproximadamente a los 6 meses del parto.

Si la dieta materna no aporta los nutrientes y energía necesarias, serán captados de las reservas maternas protegiendo el crecimiento y desarrollo fetal.

Por el contrario, un aporte excesivo supondrá el almacenamiento en forma de tejido graso materno.

Los objetivos dietéticos son similares a los aconsejados a la población general:

  • Disminuir el porcentaje de energía aportada en forma de lípidos.
  • Disminuir las grasas saturadas.
  • Disminuir el colesterol.
  • Disminuir el aporte de hidratos de carbono de rápida utilización.
  • Aumento del porcentaje de vitaminas y minerales.
  • Una dieta saludable se basa fundamentalmente en aumentar la cantidad de cereales, frutas, verduras, tubérculos, hortalizas y legumbres.
  • Debe limitarse el consumo de aceites y grasas, sobre todo de origen animal, con un aporte importante de grasas saturadas.
  • Parece aconsejable que se realicen cinco comidas a lo largo del día, desayuno (20 %), almuerzo (20 %), comida (30 %), merienda (10 %) y cena (30 %), pudiendo suprimirse almuerzo y merienda según las costumbres de cada embarazo.

La preparación de determinados alimentos es, en muchas ocasiones, un punto importante en una dieta equilibrada, saludable.

Se recomienda consumir carnes o pescados a la plancha o hervidos.

Es importante controlar la cantidad de aceite que se utiliza al condimentar los alimentos, así como la utilización frecuente de alimentos muy energéticos como la mahonesa.

  • Equipo de expertos: contamos con un equipo de especialistas compartido con un equipo de matronas especialmente formado en el control del embarazo y de un equipo de pediatras junto a una unidad de neonatología que garantiza los cuidados al recién nacido.
  • Asistencia individualizada y especializada: asistencia prenatal y del parto en embarazo de bajo y alto riesgo.
  • Tecnología avanzada: contamos con la última tecnología, como una ecografía de alta resolución en el diagnóstico prenatal.
  • Microcirugía tubárica: reversión de la ligadura de trompas.
  • Diagnóstico prenatal: evaluación de células fetales, líquido amniótico o membranas amnióticas para detectar anomalías fetales.

 

tal vezLE INTERESE

POR QUÉ VENIR

¿Por qué la Clínica Universidad de Navarra es diferente a otros centros sanitarios?

Imagen de una niña pequeña con cáncer por los pasillos de la Clínica

ENSAYOS CLÍNICOS

¿Quiere participar en nuestros ensayos clínicos? Conozca cuáles están activos.

Imagen médico investigando con microscopio

HISTORIAS DE LA CLÍNICA

Nuestros pacientes cuentan su experiencia. Historias de esperanza, lucha y superación.

Imagen de una familia de pacientes de la Clínica Universidad de Navarra