"Gracias, Padre, por tener a la Clínica siempre en su corazón"

Mons. Javier Echevarría acudía con frecuencia a Pamplona como Gran Canciller de la Universidad de Navarra. Últimamente visitó también la Clínica como paciente, donde aprovechaba para saludar a los enfermos. Hoy muchos profesionales le recuerdan y agradecen al prelado que tuviera siempre a la Clínica en su corazón. El director general de la Clínica, José Andrés Gómez Cantero, ha destacado “el cariño sobrenatural y humano con el que alentaba nuestro trabajo en la Clínica”.

13 DE DICIEMBRE de 2016


Como ya es sabido, el 12 de diciembre, a las 21:10 horas, en el policlínico Campus Bio-Médico de Roma, falleció Mons. Javier Echevarría, obispo prelado del Opus Dei, Gran Canciller de la Universidad de Navarra y segundo sucesor de san Josemaría Escrivá.

El próximo viernes, día 16, a las 19.00 horas, en el Polideportivo de la Universidad, se celebrará una misa funeral por el alma del prelado del Opus Dei. Concelebrarán el Arzobispo de Pamplona y Tudela, Monseñor Francisco Pérez y el vicario de la Delegación del Opus Dei, don Rafael Salvador.

Al conocer la noticia, el rector de la Universidad, Alfonso Sánchez-Tabernero, ha recordado a Mons. Javier Echevarría como un hombre generoso, "siempre atento a los problemas de los demás". El rector ha manifestado que acudía con mucha frecuencia a Pamplona como Gran Canciller de la Universidad de Navarra; últimamente también como paciente de la Clínica, y que era llamativa la ilusión con la que hablaba de los proyectos de la Universidad.

José Andrés Gómez Cantero, director general de la Clínica, ha recordado también con cariño a Mons. Javier Echevarría. “Llamaba la atención siempre su cercanía con los pacientes y profesionales de la Clínica. Combinaba una gran fe en Dios y un gran optimismo. Siempre nos alentaba a trabajar para los pacientes, como hijos de Dios, con un afán de servicio y gran profesionalidad. La oración por su alma y el recuerdo de sus palabras es el mejor tributo que hoy podemos prestarle en nuestro trabajo diario en la Clínica”, ha indicado.

Durante la celebración del 50 aniversario de la Clínica, Mons. Javier Echevarría manifestó su “agradecimiento a Dios por los 50 años del servicio prestado desde la Clínica Universidad de Navarra a toda la sociedad, e implorar la bendición divina sobre los que allí trabajan y sobre quienes allí buscan recuperar la salud”, afirmó en la homilía de la Misa en acción de gracias por aquel aniversario. A los presentes explicó que “atender a los enfermos con caridad cristiana y ofrecerles los remedios a su alcance ha sido siempre una característica distintiva del cristiano”. 

Mons. Javier Echevarría visitó la Clínica en distintas ocasiones, últimamente también como paciente. Ofrecemos algunas imágenes de sus visitas:

Mons. Javier Echevarría, Gran Canciller de la Universidad, en la Clínica